Archivo de la Categoría 'Escultismo'

Pag 2 de 38

Lobatismo en tiempos de pandemia: la aventura de la selva

            Hoy nuestros lobatos se encuentran en su casa junto a sus familias, muchos de ellos tienen la posibilidad de conexión de internet por medio de sus padres, otros no, por eso al momento de realizar una actividad como la que le vamos a presentar debemos tener en cuenta si lo hacemos mediante el uso de la web (Facebook, grupo de whatsapp) o por medio de formato papel, teniendo en cuenta el cómo puede ser repartido (lo que abordábamos en el artículo anterior)

            La idea de la actividad es realizar un recorrido por la Selva, teniendo en cuenta alguno de los cuentos del LTV, para lo cual crearemos algunas actividades (pueden realizar otras mas adecuadas) que permitan que nuestros lobatos sigan en contacto con el grupo scout realizando actividad, colaborando a su vez con las familias que deben permanecer en sus hogares sin salir de ellos. Evaluen la adecuación de las actividades a su realidad, y si no se adaptan hagan otras factibles para los chicos.
Marco del juego.

            Conocer algunos de los capítulos que tanto utilizamos en la manada, nos permite realizar una serie de actividades hogareñas que inciden en el bien-estar en la casa y a su vez nos permiten seguir trabajando por un tiempo a distancia. Se sugiere que una vez que se termine la cuarentena se realice una exposición de aquellas cosas que hicieron los lobatos en la cuarentena (las que se pueden exponer) e invitar a las familias a visitarla.

            El trabajo será secuenciar los cuentos con una versión abreviada,  para que a partir de ellos se soliciten una serie de actividades. La modalidad puede ser “para todos los mismo”, dividida por progresión, o distintas cosas a distintos lobatos. Las actividades serán remitidas por distintos medios, por internet es más fácil pero no debemos dejar afuera a quienes no tienen esa posibilidad. Tendremos actividades obligatorias y actividades sugeridas… en las sugeridas se da la posibilidad a la familia de participar

PRIMERA ACTIVIDAD

Misiones·        

Mowli fue creciendo en una selva llena de sonidos, gustos y distintas texturas. Tu misión será la siguiente:Ubicar cada uno de los personajes de la selva y conocer sus sonidos (rugido, aullido, etc) y sus movimientos (acecho, muestra de dientes antes del ataque, etc).

Si dispones de internet puedes grabarlos y el día y la hora indicada, enviarlos al grupo de whatsapp o Facebook al que tendrán acceso tus padres. Estamos ansiosos en conocer tus dientes de lobos punto de atacar, el acecho de la pantera a su presa o el rugido del león… también  aquello que nadie espera que hagas y nos envíes la foto.

La selva tiene distintas texturas… la tierra que raspa los pies, la piel de los animales, la corteza de los árboles. La misión será armar un DOMINO de texturas con lo que tengas disponible en casa: tierra, tela, puedes pegar polenta con cola… queda librado a tu creatividad.

Actividad sugerida para jugar en familia: El asesino de la selva.Preparamos unas cartas o cartones de acuerdo a la cantidad de integrantes, uno de ellos dira “asesino de la selva”. Se reparten las cartas, y al que le toque la del “asesino” deberá ir matando con un guiño del ojo a cada uno de los jugadores, si es descubierto no suma puntos. El juego se repite varias veces y gana quien menos veces ha sido descubierto cumpliendo la misión de “matar” al resto de los jugadores

SEGUNDA ACTIVIDAD

Misiones:

Construye con los elementos que tengas una casa para Mowli… pero no cualquier casa, una de la selva. Puede usar palitos de papel (cestería de papel), cartones y todo aquello que se te ocurra para que quede hermosa. (En la hora indicada se sube la foto, o cuando inicien las actividades se lleva al grupo)

Kaa hipnotiza a los monos. Cuando esto sucede ellos se quedan totalmente quietos. Tu misión será realizar las siluetas de los animales en cartón, en distintas posiciones, ubicarlas sobre una superficie plana (o paradas) (En la hora indicada se sube la foto, o cuando inicien las actividades se lleva al grupo)

Actividad sugerida para jugar en familia: Los molestos banderlog: Para realizar el juego juntamos 6 botellas de plástico vacías (gaseosa, jugo, etc) y con unas medias hacemos una pelota. El objetivo del juego es ver quien es el Banderlog con mayor puntería. Se juega como el Bowling o los bolos, ubicando las botellas con 3 en el fondo, dos en el medio y una adelante. Los jugadores se ubicaran lo mas lejos posible (lo que permita el hogar) y harán rodar la pelota para tirar las botellas. Se definen cuantos tiros tendrá cada jugador y en función de ellos, quien logre tirar mas botellas será el ganador… si se dirvirtieron pueden hacer otras partidas.

TERCERA ACTIVIDAD:

Misiones:

Al estar en la casa Mowli aprende muchas cosas, entre ellas a cocinar. Tu Misión será (1) Conocer las recetas de al menos 2 las comidas que mas te gustan, para ello le pedirás a tu familia te enseñen a escribirla

Cocinar con el apoyo de tu familia unos bollos de pan o tortas (centroamerica). Para esto deberás dar prueba con fotos de tu trabajo, la colaboración familiar y el producto final.

Sugerencia para jugar en familia: lobos eludiendo las trampas de la selva: Es un juego sencillo,con cartones dibujamos manos derecha e izquierda y pies derecho e izquierdo, los distribuimos como están en la figura, y quienes juegan deben seguir la secuencia para ganar, se realiza por tiempo. Se pueden ir cambiando las figuras y hacerlo mas difícil. Gana el que lo hace más rápido sin caerse

Tenemos actividad para tres semanas con algunos de los capitulos más versátiles, por supuesto con los agregados que quieran realizarle. Ya conocen la metodología, si se alarga se verá como se sigue. Les dejo el resumen de los otros capitulos… no se olviden de agregar o quitar, solo ustedes conocen a los chicos.

La pequeña Biblioteca Scout de “Gato Legendario”- Volumen I

En estas próximas semanas os voy a ir trayendo a este espacio algunos de esos ejemplares que con el paso del tiempo he ido traduciendo o revisando del inglés y que muchos de vosotros me solicitáis por las redes sociales.

Algunos de los textos ya contaban con otras traducciones, pero al leerlos se detectaban multitud de errores, expresiones muy locales y “falsos amigos” (palabras que en inglés se parecen a alguna en español pero significan algo muy diferente). Por ello me propuse subsanarlos dentro de lo posible para hacerlos más fidedignos y poder entenderlos mejor.

Y para comenzar esta semana os traigo uno de los primeros textos del fundador “Historias para Boy Scouts” (Yarns for Boy Scouts), de 1909, traducido íntegramente por un servidor.

Como indico en la introducción al mismo:

En el libro el autor insiste en los aspectos formativos del escultismo desde el punto de vista de lo que les gusta a los muchachos. Nos narra muchas historias verídicas de las que extraer conclusiones y aprender de forma amena.
Por supuesto es imprescindible leerlo con ojos del pasado y sacar todo lo bueno que tiene dejando un tanto de lado aquellos aspectos que hoy serían excesivamente utópicos o desfasados, así como tener en cuenta que se dirige a los muchachos Británicos
exclusivamente, aunque muchas ideas sean extrapolables.

En los comienzos del movimiento la principal idea del fundador no era tanto la hermandad mundial como la educación de los muchachos Británicos que pululaban por las calles sin oficio ni
beneficio, sin preparación adecuada, sin ideales, y cuya falta de formación amenazaba el futuro del Imperio Británico, y esto era lo que quería evitar BP a toda costa.

El libro concluye con una serie de recomendaciones a los scouters o monitores, tanto de muchachos como de las muchachas, quienes ya en los albores del escultismo buscaban su lugar tanto en éste como en la sociedad de la época (Eduardiana).

El punto de vista de BP sobre el tema femenino no deja de verse influenciado por su educación, aunque como siempre el fundador se muestra como una persona de mente muy abierta y con el devenir del tiempo se adaptaría aún más a las nuevas circunstancias.

El escultismo todavía estaba naciendo y no existían las diversas ramas. Tan solo la tropa scout. Con el tiempo iría extendiendo el programa formativo a las distintas edades y a las muchachas con mayor detenimiento.

Y ahora aquí tenéis el enlace para todos aquellos que tengáis interés en aprender del pasado.

https://1drv.ms/b/s!AsruWrhnMAn_gXYXKa0gm9TpgD98

Las dimensiones del Proyecto de Vida Rover

  

Guy de Larigaudie. Rover Legendario de la Ruta de SdeF

Proyectar es lanzar hacia delante, pero sin descuidar lo que tenemos por detrás… nuestras determinaciones materiales, sociales y esencialmente las conformadas por la historia de nuestros afectos han dejado huella en nosotros mismos y, si bien por un lado nos han permitido llegar a este punto de nuestra vida, por otro también construyeron algunos obstáculos. La historicidad de cada vida es un dato que no puede ignorarse.

Algunos jóvenes cuentan con que los padres o familiares han deseado algo para ello, lo que en les permite seguir esa dirección o elegir otra; el problema mayor es cuando ese deseo no se ha puesto en juego por distintas circunstancias de la vida, generalmente cuando las necesidades básicas se han convertido en tiranas produciendo que el único deseo de los padres sea que los hijos vivan. Esto último no es una exageración, basta conocer las cifras de pobreza en nuestra América Latina que afecta mayoritariamente a los niños y jóvenes, para darnos cuentas que si el escultismo no se prepara para alojar y ayudar a la construcción de sentidos de quienes ha vivido al margen, el propio movimiento pierde significación que el propio Baden Powell había señalado como objetivo principal.
            La construcción del proyecto vital de un Rover está doblemente condicionada, por un lado, un pasado que es imposible de cambiar, por otro un futuro que de acuerdo con lo que se plantee deberán generarse las condiciones para su posibilidad. El Proyecto Vital expresa las elecciones fundamentales de la persona, su forma de estar en el mundo, en ese sentido le permite al Rover anticipar, decidir y actuar en función de los fines propuestos.

  J. Nuttin[1] decía que “el hombre mas que simplemente adaptarse al mundo, busca adaptar al mundo a sus proyectos” y que “el proyecto de futuro introduce una cierta unidad en el conjunto de actividades que forman parte de él. Así la suma enorme de comportamientos realizados, por ejemplo, en la preparación de una carrera y la realización progresiva de un proyecto en la vida social, forma cierta unidad de conducta y de motivación. Cada segmento de comportamiento que se inserta en esta perspectiva de vida no es más que artificialmente aislado del proyecto de conjunto del que forma parte”.

Teniendo en cuenta lo expresado por Nuttin, se nos aclara el por qué consideramos la Travesía, el Campamento en Soledad, el Servicio Rover y el Servicio Social como aquellos elementos centrales que desde el Roverismo le permiten al joven la construcción de un Plan Vital. También nos sirve para entender que el Proyecto del Clan esta expresado en la Carta de Clan donde la comunidad Rover expresa sus orientaciones principales para el despliegue de la vida personal y grupal, lo que implica que la misma no puede ser estática sino dinámica y revisada cada cierto tiempo, en tanto debe acompañar a su vez a las distintas conformaciones que tendrá la comunidad de acuerdo con el ingreso y egreso de jóvenes.

 Tal como lo plantea D´Angelo[2] “el Proyecto de Vida enmarca las direcciones principales de despliegue de la vida personal o grupal, en el conjunto de las contradicciones de sus relaciones reales y de sus elaboraciones concientes e inconcientes, en el contexto material, sociocultural y en las diferentes esferas de su actividad social. Podríamos considerarla como una categoría de la praxis social – personal, en tanto revela la materialización del sentido de vida en direcciones concretas y alternativas de acción individual y colectivas

Pensemos en el recorrido que un Rover realiza por la rama. Si en un primer momento en los equipos transitorios el joven Escudero explora a través de la participación en Travesías y Servicios distintas opciones que le abren un conocimiento experiencial de distintos aspectos de la vida, organizadas generalmente por los Rovers Caballeros (última etapa), cuando sea Caballero organizará Travesías y Servicios en los que podrán conformarse (o no) equipos transitorios donde escuderos y novicios obtendrán experiencias que los ayudaran a ir construyendo el rumbo de su propio Proyecto Vital. Como vemos existe una clara progresión para la construcción del Plan de Vida que es acompañada por el Clan en su conjunto y la oferta de programa cristalizada en la obtención de distintas Insignias que irán marcando los logros dentro del proceso.

Es la identidad del Clan el campo propicio para la elaboración del Plan Vital. D´Angelo[3] plantea que en el Proyecto de Vida se articulan distintas dimensiones articuladas a la historia personal del joven, que están expresadas en el siguiente cuadro

Teniendo en cuenta lo expresado en el cuadro, el trabajo del Rover se orienta a poder lograr autoconocimiento en las distintas dismensiones para que, a partir de ellas pueda realizar la programación de tareas dentro de su Plan de Vida, esto implica por un lado realizar una valoración para con posterioridad trazar sus metas

[1] Nuttin, Joseph.- Problemes de motivation humaine. Psychologie des besoins fondamentaux et de projects d’avenir. Revue international de synthese cientifique. Vol. C‑11. Milano. 1967[2] [2] Ovidio D´Angelo Hernández. Biblioteca FLACSO, “Autorealización personal y espiritualidad en las condiciones complejas de la sociedad contemporánea”
[3] Op.cit

Burnham, Seton… ¿realmente influyeron tanto en Baden-Powell?

Muchas especulaciones y muchos sinsentidos.

Eso es lo que se encuentra uno a menudo por los foros scouts cuando alguien bienintencionado pretende iluminar a los lectores al respecto de ciertos temas.

Y uno de ellos es recurrente: de dónde sacó Baden-Powell la idea y la información para diseñar su genuino método scout.

Por supuesto que la rumorología más extendida entre los defensores de la ‘conspiración’ es que el fundador poco menos que copió la obra de Seton, quien le enseñó lo que era el Woodcraft y sus posibilidades.

Pero también tenemos a los partidarios de adelantar la idea a otra influencia norteamericana: la de Fred Burnham, el reconocido como ‘Rey de los exploradores’.

Entre los argumentos peregrinos que ha tenido uno que escuchar y leer están que las mediciones de distancias y alturas, la importancia de la observación, los trucos de acampada y de fogatas, las señales y las pistas, la deducción de los signos, el conocimiento de las plantas, la importancia de la orientación, el acecho, el rastreo… que conforman las artes para sobrevivir en el medio natural (y se engloban en lo que se conoce como “arte de los bosques” o ‘woodcraft’) …las conoció el viejo Jefe por mediación de alguno los dos personajes referidos (según la fuente que hayan consultado).

Así que prácticamente acaban insinuando que el Escultismo no es un invento propio sino de alguien más…”a quien ‘el malvado B-P’ además contribuyó voluntariamente a dejar en el anonimato por temor a descubrir la verdad, y por eso jamás los reconoce en sus libros”.

Bueno, aparte de que confundir el Escultismo con el ‘Woodcraft’ muestra una falta de claridad de conceptos en cuanto a lo que es el método scout (muchísimo más amplio, aunque utiliza el primero como una herramienta indispensable para lograr su finalidad)…lo cierto es que además NO ES VERDAD. Y también demuestra un gran desconocimiento de lo que sabía el viejo Jefe por el simple hecho de ser un oficial del ejército (parece que a algunos se les olvida esto).

Así que hoy os traigo a este blog unos cuantos ejemplos que muestran que B-P no sólo conocía muchas de estas artes, sino que había escrito acerca de ellas mucho antes de conocer a ninguno de los dos personajes (lo cual no quiere decir que no pudiera aprender y tomar ideas de cosas puntuales y significativas tanto de Burnham como de Seton, pero desde luego no lo que la gente cree o insinúa). Continuar leyendo ‘Burnham, Seton… ¿realmente influyeron tanto en Baden-Powell?’

Vera Barclay y su ‘Disciplina Scout’

Como os anticipé en mi anterior artículo, hoy os traigo algunas de las reflexiones de una de las figuras más llamativas del escultismo en sus orígenes: Vera Barclay.

Os conté entonces que Vera no sólo trabajó y publicó para los responsables de Manada, sino que también lo hizo para los Scouters de Tropa. En concreto os hablé de 3 libros esenciales: ‘Buen Escultismo’, ‘El Método Scout’ y ‘La Disciplina Scout’.

Pues bien, hoy curiosearemos esta última obra, que como también os conté no es más que una recopilación de algunos capítulos de los dos primeros libros.

“¿Y por qué se le ocurrió a Vera escribir sobre este tema? Parece que no le pega mucho a su imagen…”

Pues porque en un tiempo en el que la mayoría de textos estaban dedicados al método scout, el Sistema de Patrullas, las técnicas, los campamentos, normativas, juegos y demás…quedaban algunos aspectos sobre la formación del carácter que era imprescindible abordar. Entre ellos éste de la disciplina, que siempre ha sido caballo de batalla para los Scouters. Por eso esta obra fue recibida con gran interés.

“¿Por qué lo de ‘caballo de batalla’?”

Pues porque la mayoría de responsables no tenían (y siguen sin tener) muy claro de qué se trata el asunto. A muchos les suena a imperativo, a obligación, a dictadura, a tiempos arcaicos… a los educadores les recuerda aquellos tiempos pasados en que los niños eran intimidados, ahogando su floreciente personalidad.

Sí, la disciplina fue la excusa de los malos maestros, preocupados sólo de que los pillastres no les molestasen durante sus clases. La asocian a sufrimiento y represión.

Y sin embargo no pueden estar más equivocados. La disciplina es un factor FUNDAMENTAL en la formación de los muchachos. Continuar leyendo ‘Vera Barclay y su ‘Disciplina Scout’’

El desarrollo ético del Clan

Pierrre Joubet

           La perspectiva con la que el Roverismo realista tradicional aborda la “ciudadanía activa” tiene como base el “aprender haciendo” y aportes de abordajes actuales de las pedagogía crítica y creativa; de allí que la experiencia vital constituye siempre el cimiento adecuado para dirigirnos hacia una educación en el desarrollo de la ética y los valores. Hablar de experiencia vital es poner el foco en las necesidades e intereses que surgen de la realidad cotidiana de los Rovers en particular y de las comunidades con las cuales se trabaja como resultado del movimiento que se realiza en dirección al encuentro del otro y de los otros, propio de la orientación que el movimiento brinda bajo la práctica del Servicio.

            Los distintos contextos en los que vivimos (los que exploramos en nuestras travesías ) nos invitan a la realización de un examen profundo, a la búsqueda de distintas relaciones y fundamentos, al descubrimiento de las debilidades e incoherencias en los modos de expresión del poder que nos brindan una realidad previamente interpretada. El encuentro con ella y los distintos actores sociales resquebraja la interpretación previa y nos lleva a elaborar planes para el abordaje, obtener nuestras conclusiones, promover algunos cambios que impacten positivamente en dirección a una buena vida de la comunidad, favoreciendo articulaciones en dirección a la construcción de una sociedad más justa. 

            Es allí donde nos preguntamos ¿Cómo se articula el Proyecto Vital del Clan con el Proyecto Vital de cada uno de los Rovers? Sin lugar a duda existe una relación dialéctica entre uno y otro. Cuando hablábamos de la Carta de Clan decíamos que el perfil del Clan y del Rover Scout surgía de (1) La actualización de los desafíos que se desprende de Ley Scout en las características de nuestra época (2) El análisis del contexto material, social y político en el que está inserto el Clan Rover (3) Las necesidades e intereses de los Rovers.

            El Perfil se construye en función de esta triple articulación, lo que hace necesario en primer lugar que el grupo realice un análisis crítico, donde se pongan en juego cada uno de los pasos para el desarrollo de un Plan Vital Grupal especificados en el escrito anterior. Es en el Perfil del Clan y del Rover Scout donde se expresan las Orientaciones Valores de la Comunidad de Destino y Sentido. De lo que estamos hablando es de la construcción del Esquema Conceptual Referencial y Operativo (ECRO) sobre el que se funda la comunidad, siendo a su vez dinámico en tanto es revisado cada cierto tiempo. Este ECRO realiza la tarea de contextualizar lo Universal en lo particular de nuestra comunidad y a partir de allí la construcción de lo singular en cada uno de los Proyectos Vitales.

            Los valores expresados en la Carta de Clan, más allá de estar contextualizados en la comunidad concreta, son siempre referenciales y fundamento para el desarrollo ético. Cada Proyecto Rover, Travesía o Servicio pone en tensión dichos valores y está bien que esto suceda, en tanto es en las acciones concretas donde los Rovers encuentran situaciones complejas o comunidades que parten de otras significaciones de sentido, donde lo que se sostiene en la CC es puesto en tela de juicio y el propio Clan puede reflexionar si de forma excepcional la orientación debiera ser otra a la propuesta, lo que implica la posibilidad de que aquello que es universal no aplaste a lo particular de una comunidad o lo singular de una persona. Muchas veces un valor abstracto nos impide analizar las relaciones sociales concretas y ponen un velo sobre las causas materiales y sociales que determinan algunos valores y comportamiento, tal es el caso de utilizar el mismo parámetro para la producción familiar donde los niños colaboran en el trabajo con la familia, o el trabajo infantil propiciado por las empresas frutihortícolas y las tabacaleras que avasallan los derechos de la infancia ¿acaso una situación u otra entran en la calificación de explotación infantil? ¿concluir que el trabajo del niño con su familia en determinados contextos y situaciones no puede ser considerado explotación sino modo de supervivencia ante un Estado ausente implica convertirse en un promotor de explotación y estar a favor de la injusticia social? ¿Acaso la familia que por la noche sale a “cartonear” llevando a sus hijos dormidos arriba del carro es abandónica y maltratadora? ¿o se trata de una forma de cuidarlos de los riesgos de seguridad en la villa miseria que van desde la posibilidad de un incendio de las casas de cartón o de que sus hijos sean invitados a ser “soldaditos” de los narcotraficantes -se dice “soldadito” a los niños que los narcos utilizan en la Ciudad de Buenos Aires para que avisen si la policía está dando vueltas, y por ello reciben una paga iniciándose muchas veces en el consumo o la venta de drogas- Esta y otras situaciones nos invitarán a poner en tensión nuestro ECRO en aquellos lugares donde los Rovers realizan sus experiencias, especialmente si se dirigen a las periferias existenciales donde los valores están “dados vueltas” para aquellos que se encuentran descartados del sistema social y despojados de todo cuidado.

El Rover Piloto y el Equipo Transitorio

            Dos son las formas de que un proyecto Rover es propuesto a la Asamblea para que pueda realizarse. Una de ellas es donde un Rover Caballero/ Guardiana de la Luz, en función de sus necesidades e intereses enmarcados en la Carta de Clan, presenta un Proyecto Personal que necesita la participación de otros miembros de la comunidad (generalmente escuderos) que se sientan convocados por la tarea y decidan acompañarlo. La otra manera es que un Equipo Rover se conforme en función del deseo de realizar un Proyecto, por lo que luego de que sea presentado y aprobado se designará a un Rover Piloto para coordinarlo.

            Las dos formas remiten a realidades distintas, la primera de ellas a la de un Rover que se encuentra orientado en su Plan Vital (Caballero / Guardiana de la Luz); la segunda se basa en la necesidad de exploración social de los escuderos a efectos de ir delineando su Plan de Vida, por lo que se trata de una búsqueda creadora de experiencias vitales y la concreción de la práctica del Roverismo pudiendo surgir de los intereses y/o interrogantes de los jóvenes, de análisis previos realizados en el Concejo de Clan  respecto de las evaluaciones de actividades y proyectos. Es de esperar que en ambos casos las propuestas surjan del análisis reflexivo (Ver – Juzgar) y propositivo (Actuar) apuntando a un trabajo social concreto y al desarrollo de valores del Rover y del Equipo.

La Asamblea de la Ruta, El Concejo de Clan y el Proyecto Vital

            Luego de la realización de los Proyectos los organismos del Clan son los espacios donde los Rovers llevan adelante el tiempo de revisión de las experiencias en relación las actividades realizadas (Travesía – Descubrimiento, Servicio Social, Servicio Rover, Campamento en Soledad). La evaluación del Proyecto Rover y su incidencia en el Proyecto Vital del Clan y el Personal en su faz de ejecución se evaluará en la Asamblea de la Ruta. En este espacio se debatirá ¿cómo se han sentido con la activa realizada? ¿cómo evalúan su ejecución? ¿pudieron articular lo que han sentido con lo que han hecho o algunos de ellos obstaculizó la tarea? ¿Qué se debe tener en cuenta para próximas experiencias? ¿cuál es la relevancia personal que la tarea tuvo para los distintos participantes? ¿el compromiso con la tarea fue adecuado o hubo dificultades para ello? En el caso de dificultades y obstáculos ¿se evaluaron alternativas?¿cómo y con qué criterios fueron tomándose las decisiones sobre la marcha de la actividad? 

           La marcha de los Proyectos nos conduce al universo de los afectos y las valoraciones tan necesarios para el desarrollo ético  de un sujeto que se siente afectado y concernido por la realidad, de allí en el Concejo de Clan se evaluará la relevanciapersonal y comunitaria de la experiencia abriendo la posibilidad a los argumentos, autocorrección, ampliación de la mirada y con todo ello, gracias a la camaradería, la construcción de valoraciones éticas novedosas que no son fruto de parlamentar en forma vacía (como en el escultismo parlamentario) sino del compromiso significativo de haber puesto sucuerpo real en relación con los otros reales. Esta nueva Valoración coloca a los jóvenes en tensión existencial con su modo de vida (aquel que definíamos que se encontraba asentado en la rutina) permitiendo crear alternativas éticas, analizar otras situaciones, en síntesis, formarse como agentes activos que operan en la realidad, lo que con cada vuelta de proyectos les permite construirse como verdaderos ciudadanos activos que pueden no solo valorar lo existente, sino construir y desarrollar sobre ello. Si por un lado en este tiempo se impacta de alguna manera sobre el Proyecto de Vida del Clan, en cada Rover impacta de forma distinta en su Proyecto de Vida Personal, de allí como decíamos anteriormente, que es de este análisis donde algún Rover Caballero / Guardiana de la Luz o equipo puede a cuenta propia elaborar un nuevo Proyecto o que se conforme un pequeño equipo entre quienes quieren seguir avanzando con un nuevo proyecto basado en la experiencia vivida 

            ¿Por qué trabajar de esta manera importa? Una de las dificultades de los jóvenes de nuestro tiempo (también de los adultos) es la incertidumbre generada por la intolerancia en todas sus variantes (de clase, raza, genero, etc), la desigualdad, la injusticia social, la manipulación de los medios de información, la inmediatez y la prisa en un incesante estímulo a la sensorialidad por “rolear” y “stalkear” en las redes sociales no dejando tiempo al vacío necesario para pensar; todo esto constituye la serie de obstáculos a trabajar para que exista la posibilidad de la construcción de un Proyecto de Vida en quienes sin darse cuenta quedan presos en la servidumbre voluntaria a la infoesfera y los intereses que operan en ella.

            La reflexión crítica argumentada de las distintas realidades permite que los jóvenes encuentren algunas razones de por qué la realidad es como essiendo la indagación el primer paso para construir el problema, lo que implica la toma de distintas posiciones para su definición y posteriormente por medio del proceso creativo propiciar distintas soluciones. La ausencia de problematización de la realidad opera hacia el joven como abandono en un mundo que en el caso de las clases medias tiene a convertirse en la sociedad de Peter Pan donde los jóvenes no crecen y lo único que importa es consumir -aunque sea objetos imaginados-; y en el caso de las clases oprimidas y marginadas donde se los descarta, operando los distintos excesos ante la imposibilidad de tener una mirada esperanzadora, constructiva y creadora que los localice como posibles artífices de los cambios personales y comunitarios donde es posible recuperar la construcción de sentidos y significaciones.

Vera Barclay ¿feminista?

Es curioso. Se menciona el nombre de Vera Barclay y enseguida la asociamos a 2 cosas, los Lobatos y sobretodo al empoderamiento de la mujer. Tenemos la idea de que fue una de las primeras ‘feministas’ y ejemplo a seguir por las demás mujeres dentro y fuera del Escultismo.

Y es cierto que, aunque NO la podemos considerar como ‘co-fundadora’ de dicha rama (la historia os la detallé en este artículo sobre la verdadera historia del nacimiento de los lobatos, basada en datos contrastables y no en ‘dimes y diretes’ escuchados por doquier), su papel en el desarrollo de las Manadas fue realmente relevante.

No sólo ayudó al fundador con una de las partes de su Manual de Lobatos, sino que publicó unos cuantos libros referentes al desarrollo del Gran Juego para los pequeños (entre los que destacan ‘El lobatismo y la formación del carácter’, ‘Lobatismo: Cómo dirigir una manada’ y ‘Sabiduría de la Selva’).

Sin embargo muchos desconocen que escribió también algunas obras dirigidas al buen funcionamiento de los Grupos Scout en general. Entre ellas una trilogía que merece la pena leer:

Good Scouting (Buen Escultismo)
– The Scout Way (El método Scout)
– Scout Discipline (Disciplina Scout, aunque este último no es sino la recopilación de las ideas expuestas en los anteriores referentes al aspecto concreto de la disciplina) Continuar leyendo ‘Vera Barclay ¿feminista?’

La espiritualidad: ¿un concepto vacío de significación?

          De un tiempo a esta parte la palabra “religión” utilizada comúnmente en el movimiento scout, está siendo desplazada por “espiritualidad”, bajo una fachada “progresista” en contra de lo “conservador” de las religiones… algo que nos ha enseñado la “caída del muro de Berlín” es cómo el uso de las palabras puede virar ideológicamente y lo que supuestamente era progresista pasa a ser parte del proceso de alienación del Nuevo Orden Mundial, y lo que supuestamente era conservador no siempre resulta así y para muchos quizás, es el punto de partida para la producción de un sujeto social que vaya más allá de su individualidad.

            Es interesante señalar que históricamente la palabra espiritual no se escribe sola en tanto su sentido está acompañado por otra, por ejemplo, franciscana, protestante, budista, de la madre tierra ¿por qué? La espiritualidad sola es un concepto vacío. Etimológicamente se referencia al soplo, respiro, lo inmaterial (que en occidente denominamos alma) y se relaciona a la divinidad, a un Tercero respecto de nuestro propio Ego, de allí su referencia directa a la religión. Un ateo o un marxista ortodoxo no utilizarían esta palabra en tanto se parte de la materialidad, por ende hay lugar para el “soplo” sino para las determinaciones.

            ¿Es posible una experiencia “espiritual” sin referencia a la religión? Por lo que insisten en decir sería aceptable a condición de que llamemos dicha experiencia del ego con su nombre verdadero: “orfismo” producto del Yo que no se dirige a otro ni a un Otroa la manera de un sueño y en total coherencia con la entronización del presente, la negación de la temporalidad de la humanidad y la hegemonía de la autobiografía personal en oposición a la conciencia histórica y social... en este caso si le concedemos la significación que desde el poder pretende dársele, correspondería hablar de una espiritualidad Imaginaria (algunos dicen el “amigo Imaginario”), lejos de la Simbólica encarnada básicamente por las religiones y el cumplimientos de pactos… entonces resulta que los que insisten que los religiosos tienen un amigo Imaginario en realidad se equivocan en tanto son ellos los que lo tienen, en tanto EL YO ES LO IMAGINARIO y justamente las religiones en tanto que Simbólicas, descentran al YO de su trono (función simbólica).

Las características del orfismo son coincidentes con lo que en la actualidad sectores sociales e intereses dominantes empujan a nombrar como “espiritualidad”  y que utilizan en la instituciones aquellos que ocupan el lugar reservado a los responsables de la colonización pedagógica (Inteligentzia según Arturo Jauretche), poniendose al servicio de la construcción biopolítica de una subjetividad neoliberal donde la religión – especialmente el cristianismo histórico – se transforma en obstáculo en tanto siempre estará en germen su potencialidad para re – ligar la experiencia yoica en el encuentro y lazo con otros y con el Otro, orientando de esta manera la construcción del sentido a partir de la sabiduría de siglos de humanidad desde donde proviene incluso la deriva salvífica del Marx teólogo, para la construcción de una sociedad sin clases (lazo social).

Hace unos años en su paso por Argentina Gianni Váttimo señalaba que mientras tendemos a homogeneizar los análisis políticos – sociales, desconocemos que los modelos económicos orientales exitosos para el capitalismo /neoliberalismo se sostienen en culturas, filosofías y valores que hacen un culto al desapego y la individualidad donde si el otro vive o muere, come o no come, es indiferente. Vattimo lo ejemplifica con la realidad de la India en un sistema de castas que fue “resucitado” por la ocupación imperial inglesa para poder controlar esa parte lejana del imperio, este sistema que había sido abandonado al ponerlo en vigencia nuevamente coaguló una sociedad donde cada uno debe resignarse al lugar “que les toco” y muy pocos son los que pueden “subir”. Dos películas expresan de manera brillante la realidad de la India, paraíso espiritual de los hombres santos desapegados del mundo… una es la conocida “quiero ser millonario” que muestra como un niño marginal llega a un famoso programa de TV; la otra menos conocida pero agudísima respecto a la educación y la “meritocracia” es “3 Idiots

Queda claro que para el Nuevo Orden Mundial en nuestra época la ética protestante (Weber) es tan innecesaria como las repúblicas democráticas. El “Yo soy” sin referencia alguna al Otro o a una relación verdaderamente humana a los otros se impone como la nueva “espiritualidad” necesaria para el capitalismo en su fase neoliberal. De la misma manera que la cultura CEO es invadida por las filosofías y prácticas orientales fragmentarias (occidentadas) donde “todo fluye” como en los mercados; el orfismo y las religiones americanas avanzan en nuestro continente orientados hacia los más pobres que hay que domesticar con la llamada“Teología de la prosperidad” y de una especie de “meritocracia divina” donde el individuo disgregado del lazo político-social ve obstaculizada desde la religión, su lucha por condiciones más justas para todos, en tanto ellas son “mundanas” y “no vienen de Dios”.

La mayoría de los humanos de esta parte del mundo desconocen que los derechos sociales (e individuales) occidentales provienen de la filosofía implícita del cristianismo histórico y como decía Fiodor Dostoievski si Cristo fuera una mentira todos los valores del occidente estarían construidos en una mentira ya que aún quienes se definen como no cristianos defienden valores cristianos …por eso para el neoliberalismo se hace necesario romper con el núcleo ético de la culturapara que no exista simbólico que regule la relación entre las personas quedando cada uno abandonado a su goceImaginarizándose la relación entre el ego y su propia vuelta sobre sí en las visiones órficas y atemporales para instalar una“teología de la indiferencia yoica” o el enfrentamiento directo, no mediado, entre personas e intereses. No se apunta a la generación actual que ya empieza a sentir las consecuencias de la degradación cultural de quienes los anteceden, sino a la siguiente que ya no contaría con la transmisión intercultural del cristianismo histórico en su versión creyente o en sus versiones ateas, basta leer entre líneas las propuestas educativas de WOSM en especial su puesta a punto con el mito alimentado por Eduard Vallory del “niño que aprende solo”, donde se señala la cultura como obstáculo y no como riqueza.

Es muy interesante la perspectiva del filósofo y psicoanalista esloveno Slavov Zizek, señalando que lo que se denomina “espiritualidad” es una visión extremadamente narcisista del sujeto y su goce hedonistaLa “espiritualidad” es vivida como “interioridad” desgajada del lazo sociala diferencia del cristianismo histórico donde existe una experiencia de interioridad impensable sin la acción en el mundo, los otros (Cristo es mi próximo – prójimo)y el involucramiento para la construcción de un “mundo nuevo” que no es vivido como “apariencia” sino como realidad que hay que tomarse en serioSlavov define como “pseudoespiritualidad” a este neopaganismo hedonista que enseña a no comprometerse demasiado con la vida y elije desconocer la maldad interna que solamente es limitada cuando nuestra acción en el mundo opera como “milagro” en tanto nos producimos como sujetos éticos. En otro de sus textos Zizek es determinante respecto de la imagen de mundo indiferente o la apasionada en este caso del budismo y el cristianismo histórico: “La posición budista es, en síntesis, de indiferencia -un estado en el cual todas las pasiones están reprimidas-, mientras que el amor cristiano es una pasión dirigida a introducir una jerarquía en el orden de relación entre los seres”( ) “En un momento en el que la tecnología y el capitalismo “europeos” triunfan a escala planetaria, la herencia judeo-cristiana, como “superestructura ideológica,” parece amenazada por el asalto del pensamiento “asiático” de corte Nueva Era. El taoísmo posee todas las bazas para volverse la ideología hegemónica del capitalismo mundial. Una suerte de “budismo occidental” se presenta ahora como remedio contra las tensiones de la dinámica capitalista. Ello permitiría que nos desengancháramos y conserváramos la paz y la serenidad interior, y funcionaría como un complemento ideológico perfecto [del capitalismo].”

The Ego Island

Es interesante el pulido diálogo imaginario como forma de argumentación que se establece en “La Isla Verde” cuyo autor es Dominique Bénard (DB), especialmente en lo referente al “desarrollo espiritual”, lo que nos lleva a inteligir el texto (leer entre líneas) donde define que “el desarrollo espiritual es el descubrimiento del significado a través de todos los aspectos del desarrollo y la actividad del hombre”.

La sola definición de significadoa descubrir remite a una existencia de sentido que el sujeto desconoce, y esto nos remite a dos posibilidades: La referencia es externa al sujeto (religión) o se trata del propio Egoque más que descubrir construye significación. Pensemos en las actividades que sugiere “Vladimir” – naturaleza, apertura a los demás, servicio – si las enmarcamos en una visión religiosa cristiana (la base anglicana de BP) adquieren claro sentido, ahora si las enmarcamos en el Ego no es seguro que el sentido sea el mismo, siendo altamente probable que con la subjetividad neoliberal de nuestro tiempo la indiferencia, el aburrimiento o que el otro se la arregle como pueda mientras me ocupo de mi goce sean determinantes  del sentido, máxime teniendo en cuenta que el odio (y no el amor) es un afecto primordial, el mismo con el que se presenta actualmente la política mundial que tiende a desagregar lazos sociales.
Un elemento que DB toma desde el naturalismo ingenuo es lo que denomina “maravilla”. La naturaleza no remite directamente a “la obra de Dios” por mas bella que sea, en tanto la condición para la pregunta por el más allá de lo estético es el misterio y no la admiración. Si no fuera así nuestro planeta no estaría al borde de la destrucción en tanto en la construcción de significación mientras algunos ven la Obra de Dios, evidentemente triunfan quienes ven un negocio altamente productivo sin registrar siquiera que en esos sitios a destruir (las selvas latinoamericanas por ejemplo) los humanos que viven allí son seres iguales a ellos, y no obstáculos a sus negocios y negociados que deben literalmente ser eliminados.

Un dato importante es que los símbolos no se encuentran en la naturalezala naturaleza no los necesita sino el hombre como sujeto del lenguaje por lo que si hablamos de lo simbólico volvemos a la doble estructura: o son parte de una lectura órfica del Ego (ya no serían símbolos sino signos en el sentido de que “es algo para mí”) que nos lleva a un naturalismo mágicoo son el resultado de una interpretación religiosa lo que implica un más allá del Ego. DB sabe (porque no es ingenuo) que en la naturaleza no descubrimos símbolos universales sencillamente porque no existen, es una falacia suponer la posibilidad del “aprendizaje de la lengua de los símbolos”.

DB sostiene una espiritualidad des – ligada (a diferencia de la re – ligada) en tanto propone que a la “maravilla” (que no es misterio) le prosigue el encuentro con otros (el grupo, otras comunidades) a partir del que se desprendería el “trabajo” y de allí la producción de “sabiduría” definiendo a la misma como “las actividades que permiten a los jóvenes desarrollar responsabilidad hacia sí mismos y ser autodisciplinados” ¿What? Pocas veces he leído definiciones tan chatas de sabiduría como esta, donde se la reduce a “conocimiento” a secas, siendo la referencia plena el YO y no el Otro. Por si fuera poco el “culto” es definido como “las actividades que llevan a los jóvenes a pensar sobre los acontecimientos que han pasado y para entender el significado y el valor de esas experiencias”. Veamos… la noción de espiritualidad que propone en primer lugar es sin Diossin historia en tanto que niega la Sabiduría producto de siglos de reflexión del hombre sobre lo trascendente en general y sobre cada religión en particular, producto del YO donde el sujeto no es cuestionado en su ser ni en su acción en el mundosin bien ni mal, siendo el “culto” un “culto al Ego”, lugar donde se asentaría “la brújula interna” de la felicidad des-ligada de una referencia (remitirse al texto notas sobre felicidad y roverismo)… la reflexión comunal no es para nada lejana al orfismo de las religiones americanas descripto por Harold Bloom.

¿Hay salida de la Ego-Spirituality? ¿Cómo puede pensarse la otredad cuando el mundo es mirado en espejo con el Yo? La definición de espiritualidad (estrictamente pseudoespiritualidad) sin lugar a dudas es una opción ideológica que tiene estrecha relación con el pensamiento hegemónico que busca la producción de un sujeto anclado en el presente, con el mundo a su imagen y semejanza, sin contradicciones internas, privilegiando la autobiografía por sobre la conciencia histórica de la humanidad, donde el “ama al prójimo como a ti mismo” cuya referencia siempre es el otro distinto de mi,  se ha reducido a un “amate a ti mismo”, de allí solo queda divertirse y ser feliz acampando o turisteando… para nada lejano a la vieja crítica al movimiento scout donde se lo define como diversión diseñada por la burguesía, para la burguesía y para reproducir sus ideales en quienes no son parte de ella pero son necesarios para sostener el mundo que ella gobierna.

El uniforme: orgullo e identidad

Esta semana os traigo de nuevo otro de los artículos publicado por nuestro hermano de México Mario Antonio Calderón de la Rosa en su blog Tlahtopil.

El de la uniformidad es un tema que ya hemos tocado en multitud de ocasiones en este espacio. De hecho un servidor llegó a publicar una serie de artículos específicos referentes a su origen, evolución y utilidad. Sin embargo me pareció que la perspectiva de nuestro hermano Mario iba un poco más allá de lo que se había desarrollado en los mismos y por ello le solicité permiso para publicarlo en este espacio, así que aquí lo tenéis:

“En el uniforme no sólo se puede leer la pertenencia, procedencia, méritos, antigüedad y cargo de quien lo porta: también el grado de corrección con que viste y de pulcritud con que se presenta, comunica la medida de su orgullo institucional, espíritu de cuerpo e integridad moral.

Es discurso viejo ése de «como te ven, te tratan», y como todo lo viejo, suele sufrir el desprecio de los jóvenes… Hasta que éstos topan con su meridiana verdad, frustrados y molestos por someter su bisoñez y soberbia a la sabiduría y autoridad de los mayores.

El problema está en que, al pedirle que se atavíe y apersone con el mínimo decoro que la etiqueta señala, el joven promedio se siente obligado a «parecer» «respetable» ante «los grandes», es decir, «lejano», cuando lo que desea es ‘mostrarse’ a ‘sus iguales’ como ‘afectuoso’ y ‘cercano’. Es comprensible que sienta asco ante la hipocresía de «disfrazarse» como alguien que no es, que no cree ser, que no quiere ser, o que reniega de ser, pues le hemos transmitido un concepto erróneo de la adultez. Continuar leyendo ‘El uniforme: orgullo e identidad’

Roverismo: la construcción del proyecto vital

El Roverismo como ruptura de la cotidianeidad

            Es interesante escuchar las respuestas que brindan los Rovers cuando se les pregunta por sus vidas y comentan su rutina, y con ella cierto aburrimiento derivado de la repetición de lo cotidiano. Cuando comienzan a hablarnos expresan sus vivencias habituales y comparten con nosotros – sin darse cuenta – las distintas determinaciones existenciales en tanto la vida misma es una praxis social donde cada uno de nosotros construye un modo de vida predominante, inmerso en las condiciones del contexto social, natural, material y espiritual.

En las expresiones encontraremos lo que se considera “el sentido común” pudiendo definirse en función de que los sentidos que nos habitan se producen por la interrelación con la vida familiar, comunitaria e institucional, en los grupos informales los que conforman un conjunto de valores, normas sociales y creenciasen los cuales encontramos sentidos para la vida apuntando a la construcción de alguna respuesta posible a la pregunta ¿Quién soy yo?

            El curso de la vida rutinaria es el lugar donde los jóvenes incorporan conceptos, afirmaciones, prejuicios por los cuales establecerán juicios sobre la realidad, sesgados en tanto el campo interpretativo de la misma encuentra sus determinaciones en los grupos con quienes se comparte el contexto vital. Si a esto le agregamos la ampliación que provocan las redes sociales y los modos de conformación de los grupos dentro de ellas, es un observable que generalmente los contactos se con “iguales” (narcisistas), bloqueando o la eliminndo o borrando aquello que pone en entredicho la valoración social común del grupo de pertenencia. En ese sentido la red social virtual puede aparecer como una especie de ampliación del propio Yo donde se rechaza lo diferente, lo que es distinto-de-mi, la otredad.

            De esta manera los jóvenes conforman su mundo de valores pero ¿Qué sería un valor? Para explicarlo de forma sencilla podemos decir que se trata del significado que se atribuye a los objetos, distintas situaciones de la sociedad y del contexto en el que se vivimos, constituyéndose como modo o estilo de vida de las relaciones cotidianas. Las Orientaciones valorales son estables conformando lo que Baden Powell entendía como Carácter, la producción de cambios en su estructura no es cosa sencilla siendo territorio en disputa con la potencia de los medios de comunicación y  de las redes sociales (infoesfera) ya no tan libres como en otros tiempos, que entre sus objetivos buscan operar sobre la formación de significaciones y sentidos a partir de los objetivos de los distintos intereses económicos y políticos, de allí que nos hallamos en el tiempo de la posverdad, los trolls, influencers y Cambridge Analityca direccionando el voto de los electorados dentro del mundo que llamamos “democrático”

            El escultismo ofrece a sus miembros la adhesión voluntaria a un Orientación Valoral Común sintetizada en los Principios, las Virtudes y la Ley Scout, reforzada en el Roverismo por la Carta de Clan abarcando los distintos aspectos de la vida de la comunidad.

Si nos preguntáramos ¿Cuándo se comienza a formar el carácter? La respuesta es sencilla…con la formulación de la promesa scout y en el caso del Rover su Investidura.

Antes de la formulación de la promesa o la investidura el joven se encuentra en el terreno de cierto relativismo que lleva cualquier debate a la discusión porque no se parte de una visión del mundo y la vida común, por lo tanto no existe un punto de amarre que permita la intervención del Jefe de Clan y del Clan a la hora de debatir sobre temas que se relacionan a los valores que se desprenden de la ley y que utilizamos para Ver y Juzgar lo cotidiano. La libre adhesión y su cristalización en la formulación de la promesa siendo la comunidad testigo del compromiso y corresponsable de su cumplimiento habilita a intervenir en el diálogo que apunta a desarrollar el carácter.

            El concepto de “Comunidad Subsidiaria” de MD Forestier apunta a señalar que es posible el acompañamiento en tanto existe un sentimiento de “solidaridad de destino que funda la camaradería y preludia el nacimiento de la amistad. Sienten que seguirán en la ruta juntos, que volverán a encontrarse por los caminos de la vida, y no se les dice bastante lo cierto que es esto” conforman una comunidad de destino donde, con una misma esperanza, se prepara una fuerza aunada para la acción ulterior”.  

El scout o en este caso el Rover, se compromete a vivir acorde a los valores que el movimiento le propone y por eso la comunidad interviene, entendiéndose de esta manera el sentido de la prohibición al voto de quienes aún no han formulado su promesa, ya que la pertenencia a la comunidad se cristaliza en la promesa scout. 

            El trabajo del Clan y del Rover se basa en la ruptura de la cotidianeidad, única posibilidad para que un sujeto pueda poner en tensión el modo de vida cotidiano, con la orientación que ha decidido para direccionar su vida. El Clan Rover se constituye en primer lugar como espacio común que apunta a ser el eje de los otros espacios ¿cómo es esto? Si los rayos de una rueda son las distintas dimensiones de la vida, de los grupos y lugares en los que participa el joven, la Ruta pretende que esa rueda gire sobre el eje constituido por los valores que determinan un estilo de vida.

            ¿Por qué hablamos de ruptura? ¿Qué se rompe? El método scout por medio de la aventura de la vida al aire libre y el servicio al romper con la cotidianeidad, instituye una temporalidad distinta vivida con alta intensidad. Cualquiera que haya sido scout pueden dar fe de cómo los tiempos de lo cotidiano se van articulando con los tiempos del escultismo desplazándose el centro existencial del sujeto… la espera del sábado, de cada actividad, la vida de campamento, el servicio; son muestras de como el deseocomienza a direccionarse a “los scouts”, de allí la metáfora del eje y la rueda.

Las experiencias en el movimiento scout pasan a ser la fuente principal que incide sobre las actitudes del joven en tanto será a partir de la Ley Scout y la Carta del Clan que comenzará a Orientarse en los Valores del escultismode una manera singular -no es para todos lo mismo, cada uno encarna los valores de modo diferencial- objetivándose dichos cambios en la vida cotidiana y no al revés.

            ¿Por qué sucedería esto? El escultismo es una práctica social en la que uno de sus aspectos es la práctica educativa. En tanto praxis lo que suceda dentro de la comunidad permite la formación de sentidos en lo personal y grupal constituyendose como anticipación de las acciones que surgirán de la experiencia de trabajo, y la realización de las acciones pasarán serán causa de felicidad para el joven en tanto puede estar a la altura de aquello que anticipa en sus proyectos, lo que implica vivir prácticamente su compromiso. 

Este es un punto muy importante en la división que Forestier estableciera entre el escultismo realista y el parlamentarista, en tanto si no hay acción no hay práctica del escultismo, de allí que el escultismo parlamentario se asemeje a la escuela donde los jóvenes debaten generalmente en función de los temas que se exponen en los medios de comunicación o que se instauran a partir de la red virtual ¡y son traídos por ellos mismos, no de su experiencia!

Se instala la paradoja de parlamentar sobre un tema aunque nada de ello les concierna o tenga que ver con su experiencia cotidiana, encontrándonos de esta manera con un sistema de pensamiento desamarrado del cuerpoalienado que alienta la construcción de una doble moral donde lo que se dice no se encuentra asentado en la propia vivencia ni implica acciones concretas de compromiso y cambien su cotidianeidad o en la comunidad de pertenencia. En esta doble moral los jóvenes opinan una cosa y hacen otra, como por ejemplo el apoyar políticamente valores contrarios a los que dicen encarnar.

La Travesía Rover / el descubrimiento como ruptura

            Anteriormente realizamos una presentación de lo que entendemos como Travesía Rover / descubrimiento clasificando algunas de ellas solo a título informativo.

            ¿De qué manera constituyen una ruptura?

            En primer lugar, se produce por fuera de la temporalidad de lo cotidiano; en ese sentido asume la forma de la aventura creando una temporalidad distinta, épica. Si los contextos son determinantes, para los Rovers el cambio de contexto y la salida al encuentro con el otro distinto se convierte en una posibilidad de experiencia novedosa, de allí que las vivencias de extraterritorialidad y extrañeza al dirigirnos hacia lo diverso nos ponen en contacto con otros sistemas que constituyen distintos sentidos.

Generalmente cuando el escultismo parlamentario se dirige a los otros lo hace desde una perspectiva culturalista – turística que no ahonda sobre los determinantes materiales y sociales que inciden en las comunidades produciendo los discursos culturales y grupales; en cambio desde la perspectiva del escultismo realista, el encuentro con el otro es algo serio. La perspectiva crítica nos exige una posición distinta en el momento de VER.

Podría decirse que en ambos casos existe experiencia, la diferencia es que en el Roverismo realista buscamos construir sentido de la experiencia vivida en tanto nos sentimos concernidos y convocados por ella. En el Roverismo realista se invita al joven a salir de la trampa de la ternura y comprensión cultural como reacción de autodefensa que obtura la posibilidad de capitalizar la experiencia. Es en el encuentro con el otro, la conversación y el conocimiento del modo de vida donde el Equipo o Clan Rover tiene la posibilitad de realizar un análisis crítico que permita adentrarse en los determinantes materiales y sociales de las comunidades por las que transita la travesía… lus sistemas de creencias, prácticas sociales y reflexiones, la relación con lo global; todo aquello que producto del encuentro impactará en su propio modo de vida invitándolo a la reflexión.

            Si bien la Travesía es una actividad transversal a todas las etapas del Roverismo, son los Escuderos que, al realizar una experiencia novedosa de encuentro profundo con los otros, requieren mayor acompañamiento de los caballerosy el Jefe de Clan con respecto a la transmisión de herramientas para indagar y problematizarla realidad y herramientas de comunicación humana, sensibilidad social yrelaciones éticas con el otro. Todo esto se hace necesario de forma tal de no correr el riesgo de realizar “turismo cultural” que de por sí no tiene nada de malo, pero no cumple con los objetivos del Programa Rover.

            Si en la travesía / descubrimiento vamos logrando nuestro cometido, la experiencia de los Rovers será de pleno sentido ( lo que muchas veces describimos como mística) en tanto los jóvenes sienten que en esos momentos ellos pueden encarnar la Orientación Valoral expresada en la Ley, la promesa y la Carta de Clan. Si la travesía / descubrimiento lo vivido dejará profundas huellas en sus protagonistas que consideramos lo “educativo” de la experiencia y que no se borra por juegos de palabras porque está marcado en el cuerpo mismo de cada uno de los Rovers.

El campamento en soledad como ruptura de la cotidianeidad

            No hay dudas de que el campamento en soledad opera como ruptura de la cotidianeidad. Desde tiempos inmemoriales el hombre elige el apartarse de los otros para realizar experiencias de encuentro personal o con lo trascendente. Un Rover acampa antes de realizar su Investidura, y cada vez que lo necesita personalmente, como el montero Rover que armara su tienda en el jardín de la casa de campo de Baden Powell.

            Desde su preparación el Rover comienza una tarea de desprendimiento de aquello que es innecesario para la Buena Vida en tanto la frugalidad atravesará la experiencia de principio a fin. Como los grandes peregrinajes de otras épocas (por ejemplo, el camino de Santiago) o las experiencias originadas en el escultismo pero desarrolladas fuera de él como el Goum de Michel Menú; el cargar con sólo lo necesario en la mochila aliviana nuestro viaje siendo una práctica de despojarse de lo innecesario para la vida, generalmente ligado a lo que denominamos “consumismo. La sola imposibilidad del uso del celular y distintos elementos tecnológicos coloca al Rover en una tensión necesaria para poder desalienarse del objeto tecnológico y comenzar a descubrir que la felicidad no se encuentra en los objetos que el mercado nos plantea como “necesarios”.

Si a esto le sumamos el menú sencillo, la acampada y todo aquello que es típico de un campamento nos encontramos con la creación de un escenario propicio donde el Rover encuentre en el ascetismo y la abnegación propiciadas por la experiencia otras dimensiones más satisfactorias y enriquecedoras producto del encuentro consigo mismo en la marcha, la acampada y la reflexión personal.

            Es en el campamento en Soledad donde el Rover podrá reflexionar previamente a su Investidura o hacer uso de este con el objeto de reflexionar sobre sí mismo desde una posición que no apunte a reforzar el Ego conformado por las interacciones intersubjetivas cotidiana (su modo de vida) sino por las condiciones materiales y socioculturales que marcan su existencia. Es en ese sentido que en el campamento en Soledad trabajará sobre los distintos pares axiológicos que señala D’Ángelo[1]

HedonismoAscetismo
EgocentrismoSociocentrismo
autonomíaconformismo
esfuerzoPasividad, resignación
compromisoIndolencia, desidia
rutinacreatividad
cotidianeidadtrascendencia
materialespiritual
utilitarismoCooperación

            Junto a la relación de tensión en los distintos pares axiológicos y en relación con el compromiso asumido de vivencia de la Ley y la Carta del Clan, el Rover podrá reflexionar sobre sí mismo y las distintas situaciones vividas tomando conciencia de su posición ética en tanto de lo que se trata es de cómo vivimos, cómo queremos vivir y qué sentido le damos a nuestras acciones cotidianas. Indudablemente el Campamento en Soledad en conjunto con la travesía y el servicio Rover pasan a ser los pilares para la construcción de un Proyecto de vida.


[1] Ovidio D´Angelo Hernández. Biblioteca FLACSO, “Autorealización personal y espiritualidad en las condiciones complejas de la sociedad contemporánea”