Un Raid, dos Raids ¿el Raid?

¿Es uno? ¿Son dos? ¿De qué se trata este tema del Raid? ¿Para qué le sirve a los muchachos? Por lo pronto podemos decir que es heredero de la clásica excursión de Primera Clase que con la invención de la cuarta rama (la tercera en orden a la edad evolutiva) y su inclusión,  afectará a la clásica excursión de Primera  al disminuirse la edad para su realización (hacia los 14 años) y con Michel Menu en los Raiders adquirirá otras características, en función de su experiencia con los Chindits, unidades especiales del ejercito que durante la Segunda Guerra Mundial que se especializaban en técnicas de rescate, salvamento y supervivencia… como vemos el ¡Salvar! y la orientación al otro están presentes desde el origen.

chindits

¿qué tienen que ver los Chindits con el Raid?

Se denominaba de esta manera a una excursión que se realizaba para unir dos puntos mediante una línea recta sorteando los obstáculos que se presentaban en el camino, con un ritmo de marcha de cuatro horas caminando y una de sueño, realizándose en pequeños grupos sin dejar que el enemigo los atrape. Menu introduce el Raid como la máxima experiencia personal a ser vivida en el Raiderismo y con posterioridad la USCA en Argentina realizará una serie de variaciones que acompañan a la adolescencia que nace como grupo social.

Con Baden Powell.
rito de paso zulu

Como fundamento de la experiencia de la excursión de Primera Clase se suele citar a BP: “En África del Sur, la mejor de las tribus era la de los Zulúes. En ella todo hombre era un guerrero y un buen Scout, pues había aprendido el Escultismo desde su niñez. Al llegar un niño a la edad suficiente para convertirse en guerrero se le despojaba de sus vestidos pintándole el cuerpo totalmente de blanco. Se les entregaba un escudo para protegerse y una pequeña lanza (azagaya) para que con ella matara a los animales y a sus enemigos… Tenía que seguir huellas de los venados y rastrear hasta colocarse cerca del animal para matarlo y así obtener su alimento y vestido. Tenía que encender fuego para cocinar…Cuando al fin la pintura había desaparecido de su cuerpo, se le permitía regresar al pueblo y era recibido con grandes muestras de regocijo, permitiéndole ocupar un lugar entre los guerreros de su tribu. Había demostrado que podía bastarse a sí mismo…” en lo que podemos ubicar como un pasaje de la edad de la niñez a la adultez. El cuerpo pintado de blanco no tardaba un fin de semana en volver a su estado natural, sino que le llevaba un tiempo importante, por lo que podríamos afirmar que este pasaje de niño a joven no era a la manera de una prueba “expres” sino que antes que nada llevaba un tiempo donde quienes dejaban de ser niños podrían demostrar que tenían derecho en convertirse en guerreros, para ello debían antes que nada sobrevivir

Ahora bien ¿se trata solamente de una experiencia de los zulúes? Los invito a realizar un recorrido por “Escultismo para muchachos” para encontrar si los distintos grupos humanos de los pueblos no occidentales que nombra BP tenían alguna práctica similar. Si tomamos un mapa podremos observar que los pueblos citados tienen prácticas similares para el mismo grupo de edad y que difícilmente sean una copia de unos a otros. Baden Powell nombra grupos originarios de Africa del Sur, India, Australia, Norteamérica y Sudamérica… era la época en que para Europa todo el mundo se hacía accesible, donde en los nacientes zoológicos la gente podía admirar especies animales jamás vista, incluso especies humanas como el caso de los originarios de Tierra del Fuego que estaban en exposición en Francia e Inglaterra pero lamentablemente también en museos argentinos,  como el caso de las “especies” Tehuelches y Fueguinas que el Perito Moreno puso en los Bosques del Museo de Ciencias Naturales de La Plata.

incayal
                Si en distintos continentes donde se desarrolló la humanidad encontramos este tipo de experiencias esto nos habla de un fenómeno transcultural, en el sentido de que no solamente es propio de una cultura sino que indica una experiencia de la humanidad que la ciencia ha dado el nombre de “Rito de Paso”, que es el cómo cada pueblo ha introducido desde distintas concepciones del mundo y religiones un ritual que marca el pasaje de niño a adulto ¿y los occidentales estamos exentos? Para nada… una de las experiencias del occidente católico era el Sacramento de la Comunión, que inicialmente se realizaba a la edad del Bar Mitzvá; podríamos decir que el ritual de pasaje católico tenía dos ceremonias distintas: la Comunión en la que se participaba de la Eucaristía y la Confirmación donde el niño asumía finalmente como propia su Fe Católica ¿no serían algo así como dos Raids?… es una buena pregunta a realizarse.

Como la cultura Europea va más allá de la religión nos encontramos con la existencia de otros ritos que hacían del niño un hombre: El cambio del pantalón corto al largo, el cumpleaños de 15 que convierte a la niña en mujer, el cumpleaños de 18 que afirmaba a alguien como Hombre, la edad en la cual se puede votar y elegir libremente… todos ritos poco articulados que han perdido su efectividad simbólicas que se reducen casi a un trámite.

Hacen falta Alas (primera parte)

Un rito de paso en dos tiempos

¿Acaso el Raid o los Raids no es un rito de paso para nuestras chicas y muchachos que tiene efectividad en tanto que el escultismo para ellos es un estilo de vida? Un ritual de pasaje, que como en el caso de los distintos pueblos originarios o religiones no se realiza de una sola vez. En el Raiderismo lo más importante de la rama pasa en el “entre dos”… el “entre dos Raids” ya que podríamos a firma que con el Primer Raid que se realiza al poco tiempo en el que la chica o el muchacho ingresan a la Rama se instituye el tiempo de trabajo sobre lo personal, que finaliza con un segundo Raid donde la chica o el muchacho construyen sus primeras orientaciones propias para la vida, que en el Roverismo podrán seguir ahondado hasta el armado de su Proyecto de Vida; de allí sus diferencias.

Podemos decir que en el primer Raid se les ofrece poner en juego las artes scouts y especialmente el Woodcraft Raider  correspondiente a la Patrulla a la que pertenece, con ello se apunta a desplegar la faz técnica y a la vez ofrecerle a las chicas y muchachos elementos de la identidad de los pueblos originarios que enriquezcan su concepción del mundo. Este punto es necesario ya que en un mundo altamente mercantilizado, donde los ambientes naturales están siendo desvastados encontramos en los pueblos originales un saber-hacer con la naturaleza que permite su cuidado, el arreglárselas con los que el paisaje nos brinda, un hacer que conserva y no destruye. A partir del Primer Raid comienza el “raiderismo propiamente dicho” marcando el inicio de una Progresión que en el caso de los BP Scouts de Argentina se denomina Licencia Raider siendo su culminación el Segundo Raid que tiene características distintas al Primero.

 

Cuando en los ritos de paso se dejaba de ser niño y se pasaba a ser hombre la categoría social no era la misma. De igual manera la realización del Segundo Raid tendrá como característica que la chica o el muchacho elaboren una serie de consignas a la manera de ideales con respecto de su vida: ¿quién quiero ser? ¿Qué quiero hacer? ¿Con qué valores voy a ser y hacer? A la vuelta del Raid será el Concejo de la Ley el encargado de recibirlo como un par, ya que pasará a ser uno de sus miembros asumiendo las responsabilidades que corresponde respecto de la rama y respecto de sí mismo, en esta nueva etapa de Compromiso ahora aportando desde aquello que dio forma de sí mismo para el bien de la Rama, y preparando el camino junto con otros para que en el momento oportuno, el Roverismo tome la posta de esta chica o muchacho que ha dejado de ser un niño, un púber, un adolescente sin rumbo.

 

Comparte con otros... Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Print this pageEmail this to someone

2 Respuestas a “Un Raid, dos Raids ¿el Raid?”


  • Gustavo Alvarez ARGENTINA

    Excelente Horacio!! . Soy un Fan de EL RAID. Fundamentos de una experiencia educativa (SOBRE MÍSTICCA, SIGNOS Y OTRAS YERBAS…, y esto está en el mismo nivel de calidad.

  • Muchas Gracias por tu opinión Gustavo.
    El raiderismo siempre ha sido la pasión de mi vida, la cantidad de preguntas y las posibles ayudas para enontrar respuestas que disponemos con los Raiders son increibles, lamentablemente mucho se desconoce de su potencia y los debates que tendrían que tener los dirigentes en las distintas organizaciones no se dan. Abrazo!

Añade un Comentario