Hotel California, la canción que siempre me hablará de mis Lobatos y el amanecer de un campamento

Glenn FreyAyer falleció Glenn Frey, guitarrista de la histórica banda Eagles y al conocer la noticia no pude menos que acordarme de mis Lobatos.

Todos tenemos una canción favorita que tarareamos a menudo o tocamos a la guitarra. Hotel California siempre fue mi canción. La canción que mis Lobatos escuchaban sentados en la hierba a mi alrededor mientras amanecía en el campamento, o sentados en el autobus camino del campamento. Hotel California es la canción que anhelaban tocar los troperos que comenzaban a hacer sus primeros acordes (y que rápidamente llegaban a tocar mejor que yo).

Por supuesto no fue la única canción. Mis Lobatos crecieron escuchando a sus Viejos Lobos versionando Stairway to Heaven de Led Zeppelin, What’s Up de 4 Non Blondes, L’Encre de Tes Yeux de Francis Cabrel, Todo Cambia de Mercedes Sosa o Knockin’On Heaven’s Door de Bob Dylan (y a veces la roquerísima versión de Guns’n Roses) y muchas otras. Crecieron riéndose de los Escultas que cantaban Madre Anoche en Las Trincheras y otros temas pastelosos, típicos del pavo.

Scouts cantando, con guitarra y percusion, en campamento

Kansas, The Beatles, el Último de la Fila, Pink Floyd, Cero Noventa y Uno, Dire Straits, León Gieco, Tracy Chapman, Victor Jara o Lynyrd Skynyrd visitaban regularmente nuestros campamentos. Las guitarras pasaban de una mano a otra, yo te enseño una nueva canción, tu me enseñas un nuevo acorde. Yo no llegué a los Scouts sabiendo tocar, fueron tres lobatas, Isabel, Mari Ali y Esther las que me enseñaron a tocar.

Cantando y tocando la guitarra mientras preparamos la cena

Las fundas de nuestras guitarras siempre llenas de hojas sueltas, copiadas por mil manos distintas, manchadas de barro y arrugadas de ponerlas en cualquier sitio mientras leíamos las notas al tocar.
Porque las guitarras siempre nos acompañaron, en casa salida, en cada ruta, en cada acampada. En el hombro o enganchada a la mochila, nos había momento de nuestras vidas scouts que no fueran compatibles con una guitarra.

Escultas en la estacion de tren de Lorca

Si eras fumador te ibas fuera del campamento a fumar. Si querías echarte un café te ibas detrás de la cocina. Pero si te apetecía tocar la guitarra mientras hacías un taller con los niños, mientras les vigilabas bañándose en el río, durante el desayuno o la cena, eras bienvenido. La música siempre nos acompañó y canciones como Hotel California conformaron nuestra banda sonora porque eran canciones que nos unían.

con María, cantando "Todo cambia" de Mercedes Sosa

con María, cantando “Todo cambia” de Mercedes Sosa

Hotel California también fue una canción de encuentro en un campamento internacional cuando fuera rugían tambores de guerra. Y “Todo Cambia” de Mercedes Sosa resultó ser una canción con la que muchos nos identificábamos (y yo aún me identifico) y gente que pensó que jamás se pondría a cantar espontáneamente encontró un lugar donde hacerlo.

Scouts, guitarra, bongos

Y cantábamos libres. Mi voz nunca fue la de Don Henley ni toqué jamás como Glenn Frey ni pretendí hacerlo. Cada uno de nosotros le dio siempre a las canciones su propio estilo, su propio acento y nos encantaba. A mi los Lobatos me pedían que tocara Hotel California pero si se trataba de cantar Tracy Chapman entonces iban en busca de Celia, scouter de Tropa, y Paloma, subguía de la patrulla Águilas, siempre fue la que mejor tocaba Stairway to Heaven.

Y por eso quiero cerrar este artículo con una peculiar versión de Hotel California que demuestra que una gran canción puede tener muchas facetas: el sexteto de Cubanos Acapella interpreta magistralmente los Eagles.

¿Y tú?
¿Cual es la banda sonora de tu vida scout?

Comparte con otros... Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Print this pageEmail this to someone

1 Respuestas a “Hotel California, la canción que siempre me hablará de mis Lobatos y el amanecer de un campamento”


  • Es muy curioso como canciones totalmente ajenas al escultismo se meten dentro

    Como curiosidad yo tengo una canción que siempre me recuerda un campamento volante que hice con 14 años. El porque? Simplemente sonaba en un bar cuando pasábamos por delante

Añade un Comentario