El malvado Baden-Powell 2- ¿Colonialista y Racista?

ashantiAbordaré hoy la segunda de las acusaciones que se lanzan sobre Baden-Powell con cierta frecuencia:

2) – BP era un racista, un colonialista feroz que contribuyó a exterminar pueblos enteros de nativos y durante el asedio de Mafeking alimentaba sólo a los blancos dejando a los negros muertos de hambre

En cuanto al racismo y el colonialismo feroz.

Volvemos al clásico problema de situar nuestro marco de referencia actual para juzgar las cosas.

BP era un militar y su sentido del deber era acorde con ello. En aquellos tiempos lo de derramar hasta la última gota de sangre por el honor, por la patria o por el deber era una norma.

El Imperio Británico tenía buen cuidado de mantener el orden en todas sus colonias y la idea que se les infundía a sus ciudadanos, incluidos los militares, y sus súbditos era que todos se veían beneficiados al mantener dichas colonias:

  • Los habitantes del Reino Unido porque de este modo se tenía acceso a un comercio floreciente y a productos procedentes de los territorios de ultramar, con la posibilidad de establecerse en los nuevos territorios y de este modo propagar la civilización británica en ellos y por supuesto enriquecerse.
  • Los colonizados a cambio recibían dicha civilización como regalo, con su lengua, sus adelantos técnicos, su administración y su orden, sus infraestructuras, sanidad, educación…y por añadidura un sistema comercial con todas sus virtudes y defectos.

Esto es en lo que creían Baden-Powell y sus hermanos como podemos ver en estas líneas de su libro “Lecciones de la Universidad de la vida” que reflejan la opinión de su hermano George acerca de la colonia que hoy corresponde a la zona de Ghana:

prempeh-176-examining-a-prisoner“ ‘Establecer la idea y administración británicas sobre toda esta nueva área (Ashanti), va ligada a ceder buenas contrapartidas en el comercio y en las finanzas… No es poca ventaja para nuestros comerciantes el descubrir en Ashanti, un nuevo mercado que, si se organiza debidamente, debería suponer en pocos años un valor de dos a tres millones de libras de producción Británica por año. Más aún, al imponer definitiva y fuertemente la paz de la Reina sobre esta gran área nativa, en lugar del degradante, desmoralizante y empobrecedor régimen hasta ahora dominante, estaremos llevando quizá a cuatro o cinco millones de nativos todas las ventajas de la industria, el comercio pacífico y el altoprincipio del orden, la justicia y la buena voluntad para todos los hombres, que  son, después de todo, los principios rectores enseñados por nuestra firme religión nacional’. Policy and Wealth in Ashanti, 1896, Por SIR GEORGE BADEN-POWELL

La profecía de mi hermano ha probado su veracidad hoy en día. Ashanti es ahora una
colonia del Imperio muy floreciente, y Kumassi es una ciudad modernizada con su
ferrocarril, luz eléctrica, salas de cine y coches.”

ill-099Por supuesto que a los habitantes de los territorios conquistados no les haría la menor gracia, especialmente a los jefes tribales, reyezuelos y todos aquellos que manejaban a su antojo sus pequeños núcleos con mayor o menor éxito y que de pronto perdían todo el poder sobre unas tierras que eran suyas (si es que la tierra puede tener poseedor).

Y por supuesto que dicha invasión supone la desaparición más o menos completa de culturas ancestrales interesantísimas y muy respetables…pero es que esa es la historia de la humanidad. Todos los pueblos actuales han surgido de conquistas e invasiones múltiples desde el principio de los tiempos. Es inherente al ser humano buscar la mejora de sus condiciones, sin pensar en las consecuencias sobre otros grupos humanos o la vida natural (hemos devastado grandes extensiones de terreno natural para conseguir nuestras tierras de cultivo y ganaderas).

Y BP como militar cumplía las órdenes de llevar la estabilidad a los nuevos territorios e imponerla si fuese necesario. Y así lo hizo, como buen soldado.

Si en ocasiones el ejército hubo de ser duro lo fue con la conciencia de evitar males mayores y siempre convencidos de que suponía el bien tanto para el Imperio como para los habitantes de las colonias que con el nuevo sistema tendrían acceso mayor a la riqueza y las “ventajas” del mundo civilizado.

A Matabele call to arms.     1893Además se desenvolvían entre unos nativos bastante acostumbrados a las guerrillas entre ellos (no eran precisamente hermanitas de la caridad) y que tenían una educación ruda en la que primaban la admiración por el valor y el desprecio hacia el que no ejercía la autoridad a su modo (no hay más que ver los rituales tan duros a los que sometían a aquellos adolescentes que debían pasar a formar parte de los hombres de la tribu, en esas culturas no valían las medias tintas, es un hecho). Quiero decir que si los blancos se mostraban demasiado condescendientes…directamente perdían su autoridad, lo que en ocasiones obligaba a los soldados a ser bastante estrictos y rudos (así lo veía BP y así lo cuenta en sus libros).

Los británicos tenían un marcado sentimiento de superioridad sobre los pueblos conquistados, pues se consideraban más inteligentes y fuertes (de lo contrario no los hubiesen podido conquistar, claro está) y además veían a los nativos como bárbaros, desorganizados, holgazanes, crueles, ignorantes, enfrascados siempre en guerrillas entre ellos y moralmente inferiores.

Es cierto, la sociedad de la época era bastante racista y los consideraba por debajo (podéis encontrar más información en el artículo “Los scouts y el racismo“).

No se paraban a pensar que los valores de aquellos hombres eran muy diferentes, que no tenían ese sentido del tiempo, ni de la riqueza, ni de la muerte y que por tanto no medían la vida por los mismos parámetros.

Además de que el racismo fluía en los dos sentidos. Los nativos también despreciaban a los blancos.

Y BP, como miembro de aquella sociedad y de aquel tiempo, por supuesto que debió pensar así…parcialmente.

Y digo parcialmente porque a pesar de todo ello siempre trató de manera correcta a todos los que se cruzaban en su camino. Aprendía de ellos e incluso se molestaba en tratar de hablar su lengua, aunque sólo fuesen las palabras más corrientes. Ejemplo de ello es un pasaje de uno de sus escritos en los que el hablar algo del idioma en la India le llevó a conocer el mejor lugar de caza cercano mientras sus compañeros de regimiento perdían el tiempo (tenéis la historia en su libro “Lo que pueden hacer los scouts”).

jangrootboomSentía además admiración por todos aquellos aspectos positivos que pudiesen tener los locales y así lo escribió…como también algunas veces términos que hoy consideraríamos despectivos: “negritos tontos que no saben ni hacer un nudo, negros vagos que se quedaron durmiendo en lugar de presentarse a la hora, indios ignorantes que no saben que el alma humana es inmortal…” , vamos que si buscas hay bastantes ejemplos, empezando por la historia de Pocahontas y el Capitan John Smith que publicó en la versión original de “Escultismo para muchachos” de 1908.

Sin embargo parte de su éxito fue tratar siempre con respeto a todo nativo, procurando ser justo y no demandando nada que fuese imposible o que él mismo no estuviese dispuesto a hacer. Por ello trabó amistad con algunos de ellos como su amigo zulú Jan Grootboom (el dibujo de la izquierda).

Y a la misma vez que puso de manifiesto los defectos lo hizo también con las virtudes, mencionando la elegancia de tal o cual raza, sus magníficos rasgos, sus cuerpos atléticos, su capacidad para rastrear y cazar, su inteligencia para unir señales, su extraordinario valor…todo aquello que veía como positivo y de lo que podía aprender. Muchas de estas virtudes las utiliza en su “Escultismo para muchachos” a modo de ejemplo, procedentes tanto de nativos americanos, africanos o de aborígenes australianos, pasando por otros pueblos como los árabes, los japoneses, los montenegrinos, los hindúes…en todas partes encuentra algo bueno y digno de elogio, lo cual no cuadra mucho con el ideal de un racista convencido sino, en mi opinión, más bien de un perfeccionista que echa a la cara tanto defectos como virtudes.

Con el devenir del tiempo y la constatación de que el movimiento se expandía como la pólvora por el mundo entero su pensamiento (era hombre de mente abierta) fue dejando esas pinceladas racistas más y más apartadas para dar paso a un sentimiento pleno de fraternidad mundial.

bp-1900-hq-mafekingEn cuanto a que en Mafeking se ocupó sólo de los blancos dejando a los negros a su suerte…

…se trata de una afirmación que surgió con la publicación del libro de Thomas Pakenham “La Guerra Boer” de 1979, y que otros autores (Pat Hopkins y Heather Dugmore, en su obra “The Boy: Baden-Powell and the siege of Mafeking”) trataron de un modo bastante especulativo, realizando una revisión histórica completamente distinta y forzada, pero poco considerada desde el punto de vista académico (porque es del tipo “todo colonialista malo/todo nativo bueno” y porque las fuentes escritas son las que son y están más que contrastadas y detalladas, tal y como refiere el historiador y gran especialista en ese evento Colin Walker, autor del libro “Mafeking’s Artillery y cuya página os recomiendo leer con detalle).

El asunto lo aborda en detalle el escritor Tim Jeal (a quien ya os he mencionado en varios artículos) quien llega a la conclusión de que se trata de una mala interpretación de Pakenham, quien afirmaba que BP racionó los alimentos favoreciendo a los blancos y dejando a 2.000 nativos sin sustento alguno, lo que les obligó a tomar la decisión de atravesar el cerco Boer o morir.

Pakenham se basa en las cifras de alimentos que da Baden-Powell al inicio del asedio y en su cálculo inicial de racionamiento, el cual era muy pequeño para los nativos (quienes eran unos 7.500 frente a los 1.700 blancos)…pero comete un error de bulto ya que las cifras que maneja BP son las cantidades que le facilita su servicio de inteligencia y que cuenta sólo las reservas de harina de trigo y de maíz (destinadas a los blancos) y las de maíz indio y una especie de mijo (que era la alimentación básica de los nativos) que tenían los principales comerciantes de la ciudad.

Fortlet 2Sin embargo BP sabía con certeza que había muchísimo más en manos privadas, y sobre todo entre los nativos (quienes por cierto desperdiciaban parte del grano elaborando cerveza, por lo que más adelante en el asedio se vería obligado a requisarlo para administrarlo).

Las cifras asignadas a los nativos eran bajas porque BP sabía que los nativos tenían más grano en sus barrios, además de contar con cultivos y algo fundamental: el ganado.

Los africanos tenían mucho porque todo su mundo gira en torno a él, su status social, sus matrimonios…era, y sigue siendo hoy día en muchos sitios, su moneda de cambio (y por supuesto que los blancos no podían tocar dicha carne).

mfkg-trenchesAdemás los nativos rapiñaban todo el ganado que podían de los alrededores del cerco, birlándoselo a los Boers. Se calcula que de este modo podrían haber conseguido unas 200 cabezas de ganado extras ( y se sabe con certeza porque a pesar del consumo medio de carne las provisiones decrecían de modo extremadamente lento…).

Pakenham también falla al pensar que la cifra de carne a la que se refiere BP en su frase:

Suministros: Carne en forma de animales y carne enlatada 180.000 libras

quería decir que toda la carne eran 180.000, cuando en realidad significa que habían 180.000 libras de carne enlatada, ya que 4 meses y medio después de iniciado el asedio el recuento de las cabezas de ganado ascendían a más de 279.000 libras, sin contar los 500 caballos del ejército o las más de 1000 ovejas.

mafeking-headlineEn definitiva que los nativos no estaban destinados a morir de hambre ni mucho menos.

Vamos, que es evidente que sin la buena voluntad y la cooperación de todos los habitantes nativos de Mafeking hubiese sido imposible mantener el asedio y la ciudad hubiese caído con certeza, esa es la prueba de que Baden-Powell manejó la situación con inteligencia y habilidad y que sólo tomó medidas duras cuando fue estrictamente necesario, en las últimas semanas antes de la liberación.

La afirmación de que dejó a 2.000 nativos a su suerte, obligándolos a traspasar el cerco Boer o morir… suena muy fuerte si no se molesta uno en indagar.

En primer lugar hay que decir que esos 2.000 nativos no eran habitantes locales sino refugiados de varias tribus que habían llegado a la ciudad los días anteriores al asedio.

BP realizó sus cálculos de aprovisionamiento para que el asedio durase hasta primeros de abril (de hecho en el hotel de la ciudad el menú de Navidad era verdaderamente generoso, tal y  como se encarga Michael Rosenthal de sacar a la luz para demostrar la “mala fé de los blancos”, aunque no dice que en esos días ni había problema de suministros ni se esperaba que los fuera a haber) pero a primeros de febrero recibió una carta de su Estado Mayor (Lord Kitchener) indicándole que no contaran con que les liberasen antes de finales de mayo…lo que obligó a prolongar los racionamientos casi dos meses.

Creusot Long Tom

La única solución para no perecer todos de inanición era intentar persuadir a los refugiados para que rompiesen el cerco en pequeños grupos (algo factible, especialmente a partir de marzo, momento en el que las fuerzas Boers bajaron considerablemente por tener que hacer frente a otras escaramuzas del ejército británico) y trataran de llegar a Kanya ( a unas 75 millas de distancia). Las órdenes de que se evacuara a los nativos partieron del propio Kitchener.

Envió órdenes al Coronel Plumer para que se dispusiesen víveres a medio camino para facilitarlo y animarles a huir. También contactó con las autoridades de Kanya para que los acogiesen (ejemplos ellos de que los mensajeros iban y venían con facilidad rompiendo el cerco). Pero a pesar de todo ello y de advertir que se les iba a dejar de facilitar alimento (mientras creyesen que se les iba a alimentar no se irían a ningún lado) los refugiados fueron muy reacios a partir, saliendo tan solo algún centenar. Se intentaron evacuaciones masivas pero fueron un desastre y ocasionaron muchas bajas pues los francotiradores boers no dieron tregua.

0180Por ello BP hubo de racionar aún más y un grupo de refugiados especialmente discriminados por el resto de nativos, los Shangaans, (a quienes la mayoría Barolong discriminaba hasta el punto de obligarles a alimentarse sólo de lo que podían rapiñar y de animalejos que pillaban) se vieron en muy malas condiciones y empezaron a registrarse muertes por inanición. Al enterarse BP ordenó que se les sirviera en adelante sopa gratuitamente hecha con restos de los caballos sacrificados (para entonces ya se comían hasta el forraje y la avena de los animales). Y menos mal que las últimas semanas los nativos Barolong, los más impetuosos de los refugiados, empezaron a salir del cerco Boer poco a poco pero de modo constante, lo cual alivió mucho la situación de los asediados e hizo posible que no sucumbiesen.

La realidad es que durante el fin del asedio lo pasaron mal todos, se comían prácticamente todo, hasta el polvo de arroz que se usaba para el maquillaje se distribuía en el hospital como papilla. Que la disentería, la difteria y la malaria, además del hambre, hicieron estragos en los más débiles, en especial niños nativos, y que murió mucha gente ( las cifras varían entre 333 y unas 700 personas civiles), sobre todo entre los Shangaans, pero BP no tomó ninguna decisión que no hubiese tomado cualquier otro oficial al mando, tratando de mantener en la mejor condición a sus hombres más fuertes y operativos, y estirando al máximo los víveres. Se vio absolutamente obligado a establecer prioridades para no perecer todos o entregarse y ser conducidos prisioneros a Pretoria después de todo el esfuerzo y contra sus órdenes.

Achacar la culpa de ello a Baden-Powell y acusarlo de mala fe y crímenes de guerra, en mi opinión (y tras lo expuesto por Jeal), es desconocer cómo se desarrollaron las cosas. BP fue tomando decisiones adaptándose a la situación en todo momento y corrigiendo los errores que se fueron produciendo (como las evacuaciones masivas).

Y para terminar quisiera abordar una cuestión que planteaba nuestro hermano Kim en el artículo de introducción en que comentaba que había visto en:

“el domininical de El País un reportaje que, creo recordar, trataba del colonialismo, en el que se afirmaba que un tal Baden Powell, que después fundaría los Scouts, había ordenado a sus soldados entrar en un poblado a sangre y fuego, masacrando a todos sus ocupantes, incluyendo niños, mujeres y ancianos”

Le respondí que nunca había leído semejante cosa en ningún autor (intuyo que se haya mezclado el hecho anterior en Mafeking con la alguna incursión bélica, lo que denota el grado de estudio y exactitud de quien afirma eso) …pero es que ademas va contra toda la lógica, veamos:

  • Las acciones más beligerantes de su carrera se produjeron durante la 2ªGuerra Matabele (1896-97). De hecho con anterioridad no había tenido la oportunidad de entrar en combate real, tal y como era su deseo, pues él era un soldado y pensaba que ese era el modo de “completar su carrera” (él y todo soldado de la época).
  • En dicha contienda la mayoría de sus acciones fueron referentes a tratar de localizar a los guerreros nativos que se refugiaban en las fortalezas naturales que proporcionaban las “Matopo Hills”, y lo hizo principalmente a modo de comando de exploración (en esas incursiones nació su apodo de Impeesa y allí conoció a Burnham el explorador norteamericano que le mostró lo que era el “Woodcraft”).
  • El resto de combates fueron siempre contra unidades de guerreros nativos, quienes en verdad iban pobremente armados (salvo cuando le quitaban sus armas a la policía nativa o a los blancos) pero que atacaban con una fuerza, valor y fe sorprendentes contra las armas de fuego y las ametralladoras.
  • Baden-Powell era un oficial del ejército británico de la Epoca Victoriana y jamás podría haber dado cobertura a una acción tan ruin contra mujeres, ancianos y niños. Aquello, además de una deshonra y un deshonor, no hubiese podido nunca justificarse como “una acción incontrolada entre una masa de soldados vengativos (al declararse la rebelión los Matabele mataron a varios centenares de colonos, incluyendo, esta vez sí, a sus familias) en la que se pueden encontrar actos deleznables”, sino que él era un oficial y una acción así hubiese ido contra todas las normas de la guerra. Eso le hubiese costado un Consejo de Guerra y su carrera de militar sin duda alguna.
  • Por ejemplo, un incidente mucho menor estuvo a punto de ello cuando ordenó una simple ejecución tras la captura de Uwini, uno de los jefes religiosos instigadores de la rebelión (ya me referí a esto en el artículo sobre “Las minas del Rey Salomón“). Esto habla bien a las claras  de que en el ejército británico no se andaban con tonterías en este tipo de temas.
  • Y desde luego que si hubiese algo de verdad en ello habría salido a la luz en las obras de autores como Rosenthal o Jeal, que no hubiesen desaprovechado la oportunidad para hacer sangre…y caja.

En definitiva, que ese tipo de afirmaciones me suenan más a un “alguien me ha dicho que le dijeron que leyó en no sé qué libro…” que de una información seria y fundamentada, y con la clara intención de hacer un daño ignoro por qué peregrina razón.

Comparte con otros... Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter3Print this pageEmail this to someone

4 Respuestas a “El malvado Baden-Powell 2- ¿Colonialista y Racista?”


  • Lo encontré:
    “Tropas británicas llegaron en su ayuda. Entre otros mandos, acudía a la guerra el general Badem-Powell, fundador de los Boy Scouts, quien no tuvo reparo en ordenar el incendio de unas cuantas aldeas indígenas con niños dentro. Quizá a los chavales no les dio tiempo a quitarse el taparrabos y ponerse un pañuelito de colores al cuello para lograr salvarse.”
    http://elpais.com/diario/2006/01/08/eps/1136705220_850215.html

  • Juan J Pérez-Gato legendario SPAIN

    Gracias Kim.

    El artículo de Javier Reverte se centra en Cecil Rhodes pero aprovecha para atizarle a “Badem (con m)-Powell”.
    No soy un especialista en historia pero sí que he leído algunos libros sobre el tema de la colonización de Sudáfrica(como el artículo en La Roca sobre el libro de “La auténtica historia de las minas del Rey Salomón”) y me gustaría hacer constar algunas cosas:
    -Rhodes era un megalómano como la copa de un pino, un convencido de la superioridad de los blancos, y soñaba con extender el Imperio desde Sudáfrica a Egipto.
    -Era un hombre ambicioso y muy hábil a la hora de convencer y de buscar artimañas e influencias para salirse con la suya y enriquecerse con sus empresas mineras.
    -Llegó a ser Gobernador de una porción de Sudáfrica y convenció al Gobierno Británico para que le concediese una autorización para explotar aquellos territorios más despoblados y para llegar a acuerdos con los Reyes de los nativos (Lobengula, en el caso de los Matabele)para proseguir con sus prospecciones mineras. Lo hizo de un modo sencillo: advirtió que si no lo hacían ellos…los boers y los alemanes lo iban a hacer en su lugar.
    -Tenía su propio ejército de mercenarios, NO SOLDADOS DEL IMPERIO, y creó su policía local.
    -Inventó todo tipo de triquiñuelas para conseguir un enfrentamiento directo con ellos y así anexionarse todo el territorio sin freno. La mayoría de sus contemporáneos (salvo excepciones cercanas a él que lo detestaban) desconocían su crueldad y falta de escrúpulos (incluyendo a Baden-Powell, seguro).
    -Al final consiguió la rebelión de los mismos y la excusa que buscaba. Engañó a las autoridades británicas haciéndoles ver que habían empezado los nativos y solicitando su ayuda. Ahí fue donde intervinieron las fuerzas Imperiales directamente y cuando entró en acción BP, que entonces era Teniente Coronel. El Jefe de las fuerzas era Frederick Carrington.
    -Las fuerzas británicas llegaron ya a finales de Julio de 1896, cuando lo más cruento de la rebelión ya se había acabado. Se dedicaron fundamentalmente a apagar focos y perseguir rebeldes en las montañas Matopo.
    -No dudo que hubiesen episodios de venganza de soldados blancos contra los nativos, pero ese tipo de acciones son típicas de la manipulación de la verdad por parte de mandos militares sin escrúpulos. Los soldados creen hacer justicia mediante la venganza (previamente se les ha hecho ver alguna barbarie cometida por los nativos contra los blancos, claro). Eso me cuadra con la manera de operar de fuerzas irregulares, no con las imperiales. Y desde luego si hubiese sido así, NO PUDO HABER UNA ORDEN DIRECTA DE UN OFICIAL, pues se hubiese cavado su propia tumba.
    -Las Normas de la Guerra ya existían entonces. Las acciones contra mujeres y niños no hubiese tenido excusa legal alguna. Ya he puesto de ejemplo que una acción un tanto forzada en el juicio a un rebelde casi le cuesta el puesto a todo un Teniente Coronel (BP).
    -Me gustaría ver la referencia histórica de la que ha sacado Reverte dicha afirmación…muy bien aderezada con ironía (“quizá a los chavales no les dio tiempo a quitarse el taparrabos y ponerse un pañuelito de colores al cuello para lograr salvarse.”) de la que vende.
    -Si BP hubiese sido lo que insinúan los que afirman este tipo de cosas ¿Cómo demonios iba haber ideado algo como los scouts? Hubiese seguro apostado por algo más similar al Cuerpo de Cadetes con claras instrucciones beligerantes, racistas sin paliativos y anuladoras de la individualidad, al más puro estilo de las “Juventudes Hitlerianas”, en lugar de un “Manual de buena ciudadanía mediante la aplicación del arte de los bosques”, que se basase en el escultismo de paz, en la hermandad entre scouts y en el respeto a todos en busca del bien común. ¿NO?
    -Los que me comparan ese tipo de asociaciones juveniles con los scouts…es que no han molestado en leer nada sobre el escultismo o lo han hecho muy poco y muy por encima. Una lectura detallada y en profundidad NO DEJA LUGAR A DUDAS.
    -El tema del nazismo ya lo trataré en otro de los apartados pero no deja de darme risa que la gente pueda pensar que BP simpatizaba con los nazis cuando de siempre había recelado de los germanos.

  • Juan J Pérez-Gato legendario SPAIN

    Olvidé poner el enlace de la convención de Ginebra referente a las “normas de la guerra”: https://es.wikipedia.org/wiki/Convenios_de_Ginebra
    (La primera convención es de 1864)

Añade un Comentario