¿Que hacian unos Scouts belgas veraneando en el sur de Francia mientras su pais era invadido por los nazis?

Estamos en mayo de 1940, Hitler pone fin a la llamada «drôle de guerre» lanzando la Wehrmacht sobre los Paises Bajos y Bélgica. Acuciados por las autoridades locales, los habitantes de las ciudades amenazadas huyen a Francia.

Scouts belgas en Saussan

Un tren especial sale de Bruselas llevándose hacia el sur 1500 Scouts para evitar su alistamiento forzoso en las tropas invasoras (practica habitual en el ejercito nazi). Vestidos con sus uniformes y acompañados por sus jefes de tropa y algunos consiliarios recorren en tren toda Francia hasta llegar a la ciudad de Montpellier, en la costa mediterránea donde se reparten en pequeños grupos para montar campamentos en los pueblos que rodean la capital regional.

Hasta nuestros dias ha llegado la historia de un centenar de estos Scouts que fueron llevados al pueblo de Saussan, al sur de Montpellier. La mayoría de estos niños y jóvenes son alojados en las propias casa de los habitantes.

Scouts belgas en Saussan

Enseguida los Scouts destacan por su capacidad organizativa y por su actitud de servicio. Rápidamente se implican en la vida del campo de sus familias de acogida, participando sobre todo en tareas vinícolas (Miquel Àngel no iba desencaminado). Y atraen la simpatia de los habitantes por su amabilidad y voluntariedad. Numerosos lazos de amistad se crean entre los Scouts y los Saussainais. Pese a estar a mas de mil kilómetros de su hogar y de sentir una gran preocupación por los acontecimientos, Rovers, Scouts e incluso los jóvenes Lobatos, son recordados por su gran valentía. Durante tres meses, del 17 de mayo al 18 de agosto de 1940, animan el pueblo con sus ceremonias, sus fuegos de campamento, sus canciones, sus costumbres… Tampoco dejan de entrenarse en las actividades propias del Escultismo y de preparar el regreso a su pais donde esperan participar en la reconstrucción tras la guerra.

En agosto los Scouts belgas reciben la orden de regresar a la zona ocupada. Antes de partir inauguran un pequeño monumento en la plaza de la fuente. Una virgen con una inscripción que reza: “Los Scouts belgas a los habitantes de Saussan”.

la virgen de los Scouts

El regreso

70 años después los Scouts regresaron. En Septiembre de 2010 todo el pueblo de Saussan se llenó de banderas tricolores para celebrar el aniversario de la estancia de estos Scouts belgas en su pueblo.
Aniversario de los Scouts belgas en Saussan

La placa original, muy desgastada por el tiempo, ha sido recubierta con una de metacrilato que reproduce el mensaje original. Aunque la noticia no dice si alguno de estos Scouts belgas regresó o no a Saussan si que estuvo el consul honorario de Bélgica, Mr. Pierre Chatel, asi como los responsables territoriales de los Scouts et Guides de France, ademas de todos los representantes políticos de Saussan, por supuesto.

Scouts belgas en Saussan

El centro cultural de Saussan ofreció una exposición de fotografías, que podéis ver al final de este articulo, así como de dibujos, objetos, relatos y cartas de los protagonistas e incluso una filmación de la época. Objetos que evocan este curioso episodio de la Segunda Guerra Mundial, el paso de 137 Scouts en un pequeño pueblo del sur de Francia que dejaría una impronta imborrable en la memoria de sus habitantes.

Scouts belgas en Saussan

Como podéis imaginar, esta es la explicación a la foto misteriosa #3 que tantos quebraderos de cabeza os ha dado a algunos. La historia la descubrí por casualidad. He aquí mis fuentes con la historia completa, la noticia del reencuentro y una galería de fotografías.

Comparte con otros... Share on Facebook2Share on Google+1Tweet about this on Twitter3Print this pageEmail this to someone

5 Respuestas a “¿Que hacian unos Scouts belgas veraneando en el sur de Francia mientras su pais era invadido por los nazis?”


  • gato legendario SPAIN

    Preciosa historia Darzee.
    Quien iba a imaginar que la foto tenía tanto encanto tras de sí.
    Gracias por compartirla en este espacio.

  • Encontré la historia fascinante. Seguramente iban en el tren preocupadísimos por abandonar a sus familias (había Lobatos incluso) y se encontraron con el cariño y la simpatía de un pueblo entero.

  • ¡Gran historia! Esperemos verla convertida en película algún día 🙂

  • Por cierto, todos los enlaces parecen estar rotos 🙁

  • No me sorprende. Han pasado tres años y muchos sitios web desaparecen cada día…

Añade un Comentario