La captación de miembros en los BSA. 1ª Parte.

guiaLos Boy Scouts de América son singulares en muchos aspectos y uno de ellos es el modo en el que consiguen nuevos miembros para el movimiento.
Los recursos que han sabido buscarse a lo largo de todos estos años les permiten tener una capacidad fuera de serie a la hora de desarrollar campañas de imagen, publicaciones o campañas específicas para la captación de los chicos.
Las más avanzadas técnicas de la mercadotecnia son utilizadas con habilidad y por ello han sido capaces de mantener un nivel bastante alto de miembros a pesar de los cambios sociales, las nuevas tendencias juveniles, los avances tecnológicos, la educación diferenciada o su política de veto a los homosexuales (entre los Boy scouts y las Girl scouts -totalmente autónomas allí- suman más de 6 millones de chicos implicados en el escultismo).

Los BSA son conscientes de que para mantener la buena dinámica de las unidades resulta esencial incorporar nuevos scouts cada año, pues éstos traen consigo entusiasmo y nuevas energías al grupo.
Además de este modo se compensan las ineludibles bajas que hacen que el número de miembros descienda. Según sus cálculos cada tropa debería añadir al menos a 10 nuevos chicos por año. Con ese fin desarrollan sus “planes anuales de crecimiento”, una serie de consejos y tácticas para ayudar a atraer a los muchaguiachos, siendo el primer paso la elección de un grupo de personas encargadas de lleva a cabo dicho plan.uniforms2

Existen planes tanto para manada (la manada se subdivide en Tigers, Wolves, Bears y Webelos, abarcando desde 1º de primaria hasta 6º, con programas diferentes), tropa (hasta los 17 años) y los programas Varsity o Venture (que son programas adicionales desarrollados por los BSA pero un tanto diferentes).

Cub_Scout_ranks_(Boy_Scouts_of_America)Quizá los dedicados a la captación de tropa sean los más interesantes, puesto que a edades más tempranas la demanda espontánea es muchísimo mayor, y además constituye el núcleo esencial del escultismo norteamericano. Por ello me referiré concretamente a éste.

El reclutamiento de los nuevos miembros se lleva a cabo mediante tres métodos principales:

Webelos_to_Scout_TransitionEl primero, y al que aludiré hoy,  sería el paso de los Webelos scouts (que son los lobatos de 10 y 11 años, que allí desarrollan actividades bastante diferentes del resto, como es lógico por su edad) a la tropa o tropas.

Para entendernos hablaré de lobatos, aunque, al igual que en el Reino Unido, dejaron de llamarse así de modo genérico para pasar a ser “cachorros” o cub scouts y además incluyen también a lo que aquí conocemos como castores.

Los lobatos funcionan de forma bastante independiente (y como ya he comentado, claramente diferenciados por edades) por lo que es necesario que haya una comunicación fluida y un trabajo conjunto con las tropas de la zona a fin de preparar un plan efectivo de continuidad de los chicos en el programa escultista.webelos

Como funcionan de modo tan autónomo, distintas tropas del entorno pueden acceder a una misma manada de Webelos, lo que hace indispensable ese contacto entre los líderes de cada tropa y los de los lobatos webelos.

Deben hacerlos sentir cómodos en la transición, tanto a ellos como a sus padres (se trabaja mucho con los padres en edades tempranas). De hecho se propone que éstos se impliquen como ayudantes o miembros del comité de la tropa.
Dicho plan supone la realización de algunas actividades conjuntas, a fin de que los chicos se interesen por la nueva etapa.

La facilitación de información a las tropas de cada uno de los chicos y de sus padres, para hacer un seguimiento de su progresión en el programa, también es un elemento esencial allí, así como preparar la ceremonia de transición. webelos_crossing_275x185

No es inusual que se les empiece a enviar a los webelos los ejemplares de las publicaciones que se realizan para la tropa, o que se les hagan algunos obsequios por parte de la misma tras la realización de dichas actividades conjuntas.
Aún así, este paso nunca es sencillo y las estadísticas indican que existen gran cantidad de bajas en los primeros seis meses. Un esquema de progresión adecuado, con la meta de que el nuevo scout consiga su primera clase durante dicho primer año, consigue minimizar en gran medida ese problema, pues es la forma de mantener el interés de los nuevos scouts, así como la labor de apoyo y responsabilidad de sus compañeros.

Pero además de los chicos que pasan de “manada”, los BSA se vuelcan en el reclutamiento de nuevos interesados fuera del escultismo. De ello nos ocuparemos el próximo día.    guia

 

 

Comparte con otros... Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Print this pageEmail this to someone

0 Respuesta a “La captación de miembros en los BSA. 1ª Parte.”


  • Ningún Comentario

Añade un Comentario