El Escultismo Andaluz, 4ª entrega: Los Exploradores en Andalucía.

Çomité de los Exploradores calpenses

Comité de los Exploradores calpenses

Cuarta entrega del libro El Escultismo Andaluz de Francisco Armada Muñoz, comentado a través de enlaces a la enciclopedia del escultismo.
Si te perdiste la tercera entrega, la tienes aquí.

El libro completo está disponible para su descarga en la WikiRoca.

LOS EXPLORADORES EN ANDALUCÍA
PRIMEROS COMITÉS

En Andalucí­a las primeras referencias que tenemos son de la Tropa de Granada y de la Tropa de Pueblo Nuevo del Terrible, provincia de Córdoba.
Y los primeros comités que se crearon fuero los provinciales de Almería y Jaén, así como los locales de Granada y Pueblo Nuevo del Terrible (Córdoba)

COMITÉ DE GRANADA

Constituido el 19 de marzo de 1913.
Estaba formado po Antonio Díez de Ribera Muro, Marqués de Casablanca, como Presidente, Luis López-Doriga, como Vicepresidente primero; Eloy Señan, como Vicepresidente segundo; Secretario,Ángel Gonzalez de la Serna; Tesorero, José Rubio Márquez; y los Vocales: José Sandoval, Lui­s Valero, Rafael López Mateos, Felipe Campos de los Reyes, Jaime González Gaspá, Eulogio Soto, Pedro Manjón, Francisco Bermudez de Castro y Francisco Cifuentes Biedma.

COMITÉ PROVINCIAL DE ALMERÍA

Se constituye el 6 de marzo de 1913.
PRESIDENTE.- D. José Molero Levenfeld
VICEPRESIDENTE.- D. Juan Maldero. y Excelentí­simo señor vizconde Casa-Figueras.
TESORERO.- Francisco Román.
SECRETARIO.- D. Teodoro Fernández
VOCALES: D. Gregorio Juaristi, D. José Acosta Tovar, D Andrés Clares, D. Carlos Pérez Burrillo, D José González Matallana, D. Alberto Verdejo, José Clarés,
INSTRUCTORES Rafael Belver, Ricardo Rada y Rafael Garcí­a Casero

COMITÉ PROVINCIAL DE CÁDIZ

Se constituye el 8 de mayo de 1913.
PRESIDENTE.- D. Carlos Barrié
VICEPRESIDENTES.- Ilm Sr. D. Manuel García y Excmo. Sr. D. José Cebrián.
SECRETARIOS D. José Martí­n y D. Miguel Guilleto.
TESORERO.- D Luí­s Delgado.
CONTADOR.- D. José Aramburu.
VOCALES INSTRUCCIÓN: D. Manuel Guerrero, D. Ricardo López, D. Eladio López y D. Benito Celier.

COMITÉ PROVINCIAL DE JAÉN.

PRESIDENTE. – Ilustrí­simo Sr. D. Luí­s Enrique Muñoz-Cobo
VICEPRESIDENTES.- D. Antonio Ruí­z Serrano y D. Antonio Martí­nez.
TESORERO.- D. Antonio Guzmán Navarro
SECRETARIO.- D. Eduardo Fernández Rátago
VOCALES: D. Miguel Ángel Moreno, D. Antonio Vera, D. Cándido Nogales, D. Enrique Moras, D. Faustino Flores y D. Arturo Dalias.

COMITÉ LOCAL DE PUEBLO NUEVO DEL TERRIBLE (CÓRDOBA).

Constituido el 30 de Marzo de 1913.
PRESIDENTE.- D. Isaac Faro de la Vega.
VICEPRESIDENTE.- D., Leocadio Martí­n Ruiz y D. Juan Ares Gómez.
TESORERO.- D. Andrés Vázquez.
SECRETARIO.- D. José Zambrano.
VOCALES: D. Antonio Consuegra, D. Ramón García y D. Manuel Cabañillas.

COMITÉ PROVINCIAL DE SEVILLA

PRESIDENTE: Marqués de Albentos
VICEPRESIDENTES: Juan Lasquety y Luí­s Taviel de Andrade.
TESORERO: Antonio León y Manjón.
SECRETARIO: Francisco Caballero Infante
VOCALES DE ORGANIZACIÓN: Juan de Lemus y Alfredo Carmona.
VOCALES DE INSTRUCCIÓN: Trinidad Benjumea y Jesús Yanguas
VOCALES DE PROPAGANDA: Germán Latorre y Carlos Piñar y Pikman.

IMPLANTACIÓN

En enero de 1915, el número de Exploradores de España era de 9.915 con 344 subinstructores y 270 instructores.

Habí­a además, 6.445 socios protectores, 1.050 vocales de Comité, de los que existí­an 115. En total contaba la Asociación de Los Exploradores de España con 18.024 socios.

Según texto publicado por la revista El Explorador, se ve claramente que el desarrollo de la asociación está en relación directa con las ví­as de comunicación, y así se advierte desde luego que donde más comités constituidos existen es en la parte norte, cruzada en todas direcciones por carreteras y ferrocarriles y, especialmente, en la costa, que cuenta además con la ví­a marí­tima. La asociación se va desarrollando en todo el litoral de España. En cambio, en el interior, especialmente en los pueblos apartados de las lí­neas del ferrocarril son escasí­simas las organizaciones de nuestra asociación que existen.

En Andalucía, según esa misma fuente, a primeros de 1915 los comités existentes eran: Cádiz; Málaga, Ronda, Antequera, Almería, Jaén, Linares, Alcalá la Real, Úbeda, Villacarrillo, Córdoba, Bélmez, Pueblo Nuevo del Terrible, Puente Genil, Granada, Motril, y Sevilla, todos los de capitales de provincia a la vez comités Provinciales y Locales.

Parece que en Andalucía la teoría del ferrocarril y carreteras, así como la del litoral, no se cumplía, más bien es de suponer, como más tarde se podría comprobar, que las zonas mineras de influencia inglesa, son la puerta, salvo excepciones, de la implantación del escultismo.

En 1923, el directorio de Primo de Rivera, establece la figura de los Delegados Gubernativos en cada ayuntamiento, y entre las funciones de estos Delegados está la difusión e implantación de los Exploradores.

En 1924, encontramos un artículo que se refiere al tema diciendo que son muchísimas las poblaciones en que, a virtud de la intensa labor que vienen realizando los Delegados gubernativos, se está procediendo a la constitución de
Consejos locales y Tropas de Exploradores de España.

Entre las ciudades andaluzas que se encuentran en esta relación están Aguilar de la Frontera (Córdoba), Almanzora (Almería), Belmez (Córdoba), Cartaya (Huelva), Cullar-Baza (Granada), Moguer (Huelva).

En la relación publicada por el Secretario General, Antonio Trucharte, y por orden de antiguedad aparecen los siguientes: 37, Minas de Riotinto; 40, Cartaya; 43 Aguilar; 60, Andujar; 64, Cullar-Baza; 65, Ronda; 66, San Fernando; 67, Jerez de la Frontera; 69, María; 76 Morón de la Frontera; 78, Vejer de la Frontera; 79, Torredonjimeno; 81 Alcalá de los Gazules; 82, Jimena de la Frontera; 83, Medina Sidonia; 85, Utrera (Sevilla); 88, Lebrija (Sevilla); 90,Chiclana de la Frontera (Cádiz); 91 La Rambla (Córdoba); 102, Grazalema (Cádiz); 103, Ubrique (Cádiz); 104, Sevilla; La Línea de la Concepción (Cádiz); 116, Zujar (Granada); 120, Belmez (Córdoba);

De éstos, algunos no parece que duraran mucho tiempo, pues no se vuelve a encontrar referencias de los mismos.

EVOLUCIÓN PEDAGÓGICA

En las primeras agrupaciones de Exploradores, no podemos hablar de una pedagogía o método en su oferta, más bien podríamos compararlas con batallones infantiles. Si bien ellos trataban de educar a los jóvenes y niños que acudían a sus filas, esta educación que impartían era a base de conferencias y charlas magistrales, mucha gimnasia sueca, y salidas al campo.

Esto era debido a que el método scout, ideado por Baden-Powell, no se había difundido por España y menos por Andalucía, tan sólo se transmitía la idea. A esto debemos sumar la falta de preparación de los instructores, quienes en la mayoría de los casos eran o bien maestros o bien militares, que sólo podían enseñar las materias en las que ellos eran expertos. El escultismo que se trajo a España, era en esencia la idea, no se tradujeron manuales, sino que se quiso adaptar a las necesidades y características de España, todo mediante una estructura jerarquizada y poco ágil.

Sin embargo el éxito de los primeros tiempos fue asombroso, no podemos olvidar que hablamos de una Andalucía de principios del siglo XX, donde la educación, la sanidad, y otras necesidades que hoy entendemos cubiertas, no lo estaban ni por asomo.

También en aquella sociedad, que hacía sólo catorce años que había perdido las últimas colonias, y desde 1909 mantenía la Campaña de Marruecos, todo ello con un gran coste humano y económico, los valores y sentimientos patrios estaban en franca decadencia.

Es por ello que la oferta que proponía el escultismo, era sugerente para quienes tenían en sus manos la necesidad de formar futuros hombres, ciudadanos y no olvidemos soldados, insisto en la necesidad de ubicarnos en aquella sociedad, a un año de la primera guerra mundial. Con ello pretendían conseguir inculcar valores y sentimientos, a través de la formación intelectual, e intentar que con la gimnasia y el aire libre físicamente también mejoraran.

También era una ocasión para que los ricos, aliviaran sus conciencias, patrocinando o apadrinando Tropas de Exploradores.

Aunque no todo fueron éxitos, pues también se encontraban con la resistencia que suponía la mofa e incomprensión de muchos.

Los años de mayor auge van de 1913 a 1917, llegando en esta época un período de crisis hasta 1921, en que se inicia una reorganización y en ella interviene de manera primordial Juan Antonio Dimas, quien incorpora la pedagogía y método al
escultismo español. Esto unido a la dictadura de Miguel Primo de Rivera, desde la que se impulsó mucho a Los Exploradores de España, hizo que fuera un período de éxito el comprendido entre 1922 y 1931.

La implantación de la II República en España, provocó cambios en el escultismo, sobre todo un cambio ideológico, con los nuevos estatutos de 1932 donde se suprime el Consejo Nacional y entra la Comisaría General formada por cinco personas.

Próxima entrega: Los Exploradores en Almería.

Comparte con otros... Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Print this pageEmail this to someone

0 Respuesta a “El Escultismo Andaluz, 4ª entrega: Los Exploradores en Andalucía.”


  • Ningún Comentario

Añade un Comentario